Archivo de la etiqueta: Estudio de usuarios

El valor intrínseco de las bibliotecas como espacios públicos físico-digitales, comunicando la nueva normalidad

library-dig

 

The intrinsic value of libraries as public spaces: physical-digital, communicating the new normal. Changing landscapeTM report, Sidney: University of Technology Sydney (UTS) Civica, 2018

Texto completo

Ver informe 2017

Las expectativas de los usuarios de las bibliotecas se están cumpliendo en gran medida cuando visitan el espacio físico de la biblioteca, pero no siempre es así cuando interactúan en el espacio de la biblioteca en línea. Este informe ofrece información de los propios usuarios de la biblioteca que puede ayudar a cerrar la brecha entre la entrega de servicios físicos y en línea. 

 

Casi el 90 por ciento de los usuarios de bibliotecas de Australia piensa que los servicios de bibliotecas en línea son importantes, pero sólo el 61 por ciento está satisfecho con la experiencia en línea que reciben de las bibliotecas. Eso se compara con el 85 por ciento de los usuarios que están satisfechos con la experiencia física de una biblioteca.

El hallazgo aparece en un nuevo informe de la Universidad de Tecnología de Sídney (UTS). Aproximadamente 600 usuarios de bibliotecas en Australia, Nueva Zelanda, Singapur y el Reino Unido fueron encuestados para este informe. Los encuestados indicaron que la usabilidad (86 por ciento), la disponibilidad gratuita (75 por ciento) y la compatibilidad de dispositivos (63 por ciento) eran las características más valoradas del sitio web de una biblioteca.

Muchos sugirieron también que las bibliotecas deben ofrecer una experiencia en línea más fácil de usar, comparable a los servicios comerciales, y que se mantenga al día con los cambios tecnológicos.

El informe “El valor intrínseco de las bibliotecas como espacios públicos – Físico-digitales, comunicando la nueva normalidad“. Fue desarrollado por el Instituto de Políticas Públicas y Gobernabilidad de la UTS y encargado por la empresa de software Civica. Es el último de una serie de informes, y es la segunda edición de una serie de informes de la biblioteca que comenzó en 2016. Se centra en el estado de la prestación de servicios bibliotecarios a la vez que explora las experiencias de los usuarios con las bibliotecas y sus percepciones de los espacios físicos y digitales.

Según Sophi Bruce, investigador principal de este proyecto en la UTS, la investigación reafirma firmemente que los usuarios de las bibliotecas valoran los espacios físicos y en línea y que hay muchas oportunidades en el entorno en línea. “Hay muchos factores que causan esto. Entre ellos se incluyen las dificultades para navegar por las plataformas de los sitios web de las bibliotecas, la imposibilidad de acceder al contenido desde diferentes dispositivos y la capacidad de algunos miembros del personal de las bibliotecas para comprender adecuadamente la tecnología y promoverla entre sus miembros.

Los cambios en las actitudes de los usuarios, los avances tecnológicos y los recursos limitados están forzando a las bibliotecas a invertir en servicios digitales. Pero el informe reveló que estos mismos factores también están actuando como barreras para el cambio, ya que las bibliotecas tienen dificultades para navegar a través de ellos.

“Los usuarios que saben leer y escribir digitalmente esperan que las bibliotecas se adapten a las interfaces de las plataformas comerciales; sin embargo, algunos miembros del personal de las bibliotecas han informado que carecen de confianza cuando se trata del cambio digital”, dijo Sophi  Bruce.

“La falta de una sólida infraestructura de Internet en Australia dificulta la prestación de servicios en línea eficaces. Las bibliotecas tienen la responsabilidad de buscar soluciones innovadoras. “La colaboración es clave para mejorar los servicios de la biblioteca”.

Los bibliotecarios encuestados como parte de la investigación han indicado que los acuerdos de consorcios y las asociaciones con proveedores podrían ayudarles a seguir siendo pertinentes en un espacio digital en rápida evolución. Según Richard Fiddis, Director General de Civica International, las asociaciones con proveedores de tecnología son la clave para seguir siendo relevantes en este mundo digital, al tiempo que ofrecen servicios innovadores y de alto nivel.

“Un ejemplo de esto es la asociación que tenemos con el Great Southern Consortium en Australia Occidental, donde nueve consejos han colaborado para utilizar Spydus, el sistema integrado de gestión de bibliotecas de Civica que proporciona una experiencia de usuario mejorada tanto para los clientes como para el personal de las bibliotecas”, dijo.

El Instituto de Políticas Públicas y Gobernabilidad (IPPG) de la UTS está integrado por un grupo de investigadores y profesionales en las áreas de administración pública y políticas, investigación social, participación de las partes interesadas y liderazgo. IPPG lleva a cabo investigación aplicada social y conductual y académica, asesoramiento sobre políticas, educación de postgrado y formación para el desarrollo profesional.

La era digital: nuevos enfoques para ayudar a las personas mayores a conectarse a Internet

 

internet-para-mayores-irun

 

The digital age: new approaches to supporting people in later life get online. Good Things Foundation, 2018

Texto completo

 

Las personas mayores se beneficiarán enormemente de estar en línea – para mejorar la salud y el bienestar, ahorrar dinero y mantenerse en contacto con familiares y amigos. Sin embargo, sigue habiendo un núcleo de personas adultos que no están conectados y no tienen intención de conectarse. En 2017 Good Things Foundation  llevó a cabo una investigación para entender qué es lo que permite y evita que las personas mayores se conecten en línea.

 

Esta investigación pone de relieve la necesidad de un replanteamiento fundamental de la política y la práctica de la inclusión digital para las personas mayores. Ahora hay más gente en línea que nunca antes. En los últimos años, la proporción de personas mayores que utilizan Internet ha aumentado considerablemente más rápido que la de la población general. Pero, a pesar de estos rápidos aumentos, todavía hay 4,8 millones de personas mayores de 55 años que no están en línea, lo que representa el 91% de la población que no está en línea (5,3 millones de personas). (ONS, 2018)

Estas personas -que es probable que tengan menos recursos económicos, con un nivel de formación inferior y tengan peor salud, corren el riesgo de quedarse en el lado equivocado de la brecha digital, a la vez que  los servicios e información cada día están más presentes en línea.

Las personas mayores se beneficiarán enormemente de estar en línea – para mejorar la salud y el bienestar, ahorrar dinero y mantenerse en contacto con familiares y amigos. Sin embargo, sigue habiendo un núcleo de personas adultos que no están conectados y no tienen intención de conectarse. Cuando se les preguntó qué les impulsaría a conectarse, el 74% de las personas mayores de 65 años respondió “nada” (Ofcom, 2018).

En 2017 Good Things Foundation  llevó a cabo una investigación para entender qué es lo que permite y evita que las personas mayores se conecten en línea – centrándose específicamente en las personas mayores que nunca han utilizado Internet, los que solían hacerlo pero que ahora han dejado de hacerlo o los que tienen un uso limitado. Este informe presenta las ideas clave de la investigación y la opinión de Ageing Better sobre sus implicaciones para los responsables políticos, los financiadores, los proveedores de apoyo a la inclusión digital y los proveedores de servicios.

 

Estudio Anual de Redes Sociales 2018

 

redes-sociales-en-espac3b1a-2018

Estudio Anual de Redes Sociales 2018. IAB Spain y Elogia, 2018

Texto completo

Instagram (51%) y Telegram (46%) destacan por ser las que más han aumentado la frecuencia de visita. Tumblr (30%), seguido de SnapChat (31%), destacan por la baja. WhatsApp (37%) y Youtube (35%) son las que más mantienen su frecuencia de visita. Twitter se posiciona como la Red que menos crecimiento de visita ha experimentado. En comparación con 2017, el móvil se consolida como el principal dispositivo de conexión a las Redes Sociales (95%), seguido del ordenador (91%) 

 

IAB Spain, la Asociación de la publicidad, el marketing y la comunicación digital en España, ha presentado hoy el Estudio Anual de Redes Sociales 2018, patrocinado por la empresa asociada Adglow una de las multinacionales españolas más importantes de tecnología y servicios publicitarios en el mundo y realizado en colaboración con Elogia. El estudio ofrece un análisis detallado del comportamiento de los internautas en Redes Sociales.

Penetración de RRSS

El 85% de los internautas de 16-65 años utilizan Redes Sociales, lo que representa más del 25,5 millones de usuarios en nuestro país. Los datos de penetración se mantienen estables, lo que significa una madurez del mercado. Se mantiene el perfil de los que se resisten a registrarse a una Red Social: hombres y seniors (+45 años). La principal barrera para registrarse recae en la preocupación de la privacidad.

Uso de RRSS

Se usan  4 Redes de media por usuario de manera declarativa en el último mes, aunque se conocen más de 9 de forma sugerida.

En cuanto a nivel de usuarios, Facebook sigue siendo la principal Red Social (87%), aunque disminuye ligeramente respecto al año anterior, seguida de WhatsApp (87%) y YouTube (69%). Instagram es la Red Social que más usuarios ha ganado (de 45% a 49% en penetración), posicionándose como la cuarta Red Social en términos de usuarios pero también como tercera Red preferida (12%) y tercera Red valorada (7,8).

WhatsApp se posiciona como la Red mejor valorada (8,4) entre sus usuarios, seguida de Youtube (8,1), Instagram y Spotify ambos con 7,8. Mejora la valoración de Snapchat y disminuye la de Facebook y Spotify.

Aunque existan diferencias por sexo y edad, Facebook y WhatsApp son las Redes transversales independientemente del sexo y la edad.

 

Frecuencia de uso

58 minutos diarios es el promedio de tiempo al día que se dedica a una Red Social. En cuanto a las horas diarias, WhatsApp (1:33) y Spotify (1:27) lideran en frecuencia, seguida de Youtube (1:10). Las mujeres y los más jóvenes (de 16 a 30 años) son los que más tiempo dedican a las Redes Sociales.

En declarativo, Instagram (51%) y Telegram (46%) destacan por ser las que más han aumentado la frecuencia de visita. Tumblr (30%), seguido de SnapChat (31%), destacan por la baja. WhatsApp (37%) y Youtube (35%) son las que más mantienen su frecuencia de visita. Twitter se posiciona como la Red que menos crecimiento de visita ha experimentado.

El uso principal de las Redes Sociales  continúa siendo “social” (chatear/enviar mensajes, ver qué hacen tus contactos). Ver Videos / Música se mantiene como una actividad destacada debido a la fuerza de YouTube y Spotify.

 

Acceso

En comparación con 2017, el móvil se consolida como el principal dispositivo de conexión a las Redes Sociales (95%), seguido del ordenador (91%) y que fue el dispositivo más utilizado en 2017.

 

Mientras el móvil lidera las conexiones de WhatsApp (88%), Instagram (45%) y Twitter (36%); el ordenador lo hace en Facebook (74%) y LinkedIn (20%). Youtube se visita tanto en ordenador como en Tablet.

 

Prime time

Tanto en el ordenador, como en la tablet, el uso de Redes Sociales se intensifica a partir de las 16:00, en ordenador especialmente a partir de las 20:30. En móvil la conexión empieza pronto, a las 8:30, y va creciendo a lo largo del día, siendo la franja de 20:30 a 00:30 en la que más se utiliza.

Relación con las marcas

El 8 de cada 10 declara seguir alguna marca en Redes Sociales, y el 39% de ellos declara hacerlo con intensidad. Los sectores más seguidos son los que pueden aportar información y contenido más relevante o actualizado: entretenimiento / cultura / medios (44%) o viajes / transporte (38%). Para el 27% de los encuestados las marcas que tienen perfiles sociales inspiran más confianza, sobre todo a los menores de 45 años.

1 de cada 3 usuarios declara no tener problema en compartir información para que le ofrezcan información personalizada y un tercio de la muestra no presenta problemas a ser contactados a través de las Redes Sociales.

Publicidad en Redes Sociales

Un 32% acepta positivamente que la publicidad que se le muestre sea acorde a sus intereses, y aumenta respecto el 2017. Los que demuestran mayor aceptación son las mujeres y los menores de 46 años. Un 48% declara que la publicidad que ha visto se ajustaba a su perfil, especialmente las mujeres y los más jóvenes.

Redes Sociales y el eCommerce

Se extiende el uso de Redes Sociales para buscar información de productos antes de realizar la compra: un 57% declara hacerlo (+4pp vs 2017). El canal para hacerlo es principalmente Facebook e Instagram que gana peso respecto al año 2017. El 38% realiza comentarios, opina, expone sus problemas o dudas sobre sus compras por internet en alguna Red Social.

Para 1 de cada 4 usuarios, las Redes Sociales son un canal más donde comprar los productos. El 51% considera que le influyen a la hora de comprar un producto/servicio, especialmente las mujeres y los menores a 46 años.

Tendencias: Influencers

El 72% de los usuarios siguen a influencers especialmente las mujeres (77%) y los más jóvenes (16-35: 85%). Facebook (42%) e Instagram (35%) son las Redes donde se siguen más a los influencers, seguido de Youtube (28%) y Twitter (20%).

Generación Z

La Generación Z (16-23 años) usa un mayor número de Redes Sociales a la vez (6), está más presente en Instagram, Snapchat, Tumblr, 21Buttons, Twitch y Musicall y la que más más tiempo (1h 24min) las utiliza.

Para esta generación las Redes preferidas son Instagram, WhatsApp (24% respectivamente) y Youtube (19%).

El 73% suele buscar información en alguna Red Social antes de realizar sus compras por internet. Casi la totalidad de la Generación Z (92%) sigue a algún influencer, especialmente en Instagram (63%) y Youtube (43%).

Profesionales del sector

Los profesionales hacen uso de las Redes Sociales principalmente para vender, seguido de la generación de branding y servicios de atención al cliente.

Facebook (78%), Twitter (63%) e Instagram (61%) son las Redes Sociales que más utilizan sus organizaciones a nivel comercial. El 46% de los profesionales han contratado los servicios de influencers, principalmente en Instagram y el 87% está “muy o bastante satisfecho” con las acciones con ellos.

Cinco datos sobre el uso que los estadounidenses hacen de Facebook

facebookisco

 

Gramlich, John. 5 facts about Americans and Facebook, Washington D. C.: Pew Research Centre, 2018

 

Facebook está en el centro de atención nacional. Su cofundador y director ejecutivo, Mark Zuckerberg, testifica ante el Congreso. Se espera que Zuckerberg se enfrente a las preguntas de los legisladores sobre la reciente revelación de la compañía de que los datos de hasta 87 millones de sus usuarios pueden haber sido compartidos indebidamente con una firma consultora política durante las elecciones presidenciales de 2016 en Estados Unidos. Su viaje al Capitolio llega cuando muchos estadounidenses expresan su preocupación por la forma en que las empresas de medios sociales están manejando la información personal.

 

He aquí cinco datos sobre el uso que los estadounidenses hacen de Facebook, extraídos de encuestas recientes del Pew Research Center:

1. Alrededor de dos tercios de los adultos estadounidenses (68%) utilizan Facebook, según una encuesta realizada en enero de 2018. Eso no ha cambiado desde abril de 2016, Con la excepción de YouTube, la plataforma para compartir videos utilizada por el 73% de los adultos, ninguna otra gran plataforma de medios sociales se acerca a Facebook en términos de uso. Alrededor de un tercio de los estadounidenses dicen que utilizan Instagram (35%), otras redes que utilizan son Pinterest, Snapchat, LinkedIn, Twitter y WhatsApp.

 

2. Facebook es popular entre todos los grupos demográficos, aunque algunos grupos tienen más probabilidades de utilizarlo que otros. Cerca de tres cuartas partes de las mujeres en los EE.UU. (74%) utilizan la plataforma, en comparación con el 62% de los hombres. También hay diferencias según el tipo de comunidad y el nivel de educación: Las personas que viven en zonas urbanas tienen más probabilidades que las que viven en zonas suburbanas o rurales de utilizar Facebook, al igual que las que tienen un título universitario en comparación con las que tienen un nivel de educación más bajo. Alrededor de ocho de cada diez (81%) de las personas de 18 a 29 años de edad usan Facebook; eso es casi el doble de la proporción entre las personas de 65 años o más (41%). Sin embargo, la proporción de estadounidenses mayores que usan la plataforma se ha duplicado desde agosto de 2012, cuando sólo el 20% de los mayores de 65 años dijeron que la usaban.

2. Facebook es popular entre todos los grupos demográficos, aunque algunos grupos tienen más probabilidades de utilizarlo que otros. Cerca de tres cuartas partes de las mujeres en los EE.UU. (74%) utilizan la plataforma, en comparación con el 62% de los hombres. También hay diferencias según el tipo de comunidad y el nivel de educación: Las personas que viven en zonas urbanas tienen más probabilidades que las que viven en zonas suburbanas o rurales de utilizar Facebook, al igual que las que tienen un título universitario en comparación con las que tienen un nivel de educación más bajo. Alrededor de ocho de cada diez (81%) de las personas de 18 a 29 años de edad usan Facebook; eso es casi el doble de la proporción entre las personas de 65 años o más (41%). cifra que se ha duplicado desde agosto de 2012, cuando sólo el 20% de los mayores de 65 años dijeron que la usaban.

3. La mayoría de los usuarios de Facebook visitan el sitio al menos una vez al día. Alrededor de tres cuartas partes de los usuarios de la plataforma en EE.UU. (74%) dicen que visitan el sitio diariamente, según la encuesta de enero de 2018. Eso no es estadísticamente diferente de abril de 2016, la última vez que el Pew Research hizo esta pregunta. La proporción de usuarios que visitan Facebook al menos una vez al día es mayor que la proporción de usuarios que visitan Snapchat (63%) e Instagram (60%) al menos una vez al día. Sin embargo, Facebook y Snapchat tienen cuotas similares de usuarios que dicen que visitan cada sitio respectivo varias veces al día (51% frente a 49%).

4.  Casi la mitad de todos los adultos estadounidenses (45%) reciben noticias de Facebook, según una encuesta realizada en agosto de 2017. La proporción de adultos estadounidenses que se informan sobre noticias a través de Facebook es mucho mayor que la de los que reciben noticias a través de YouTube (18%), Twitter (11%), Instagram (7%), Snapchat (5%), LinkedIn (5%) y otras plataformas.

5. Aunque una gran parte de los estadounidenses recibe noticias de Facebook y otros sitios de medios sociales, muy pocas personas expresan mucha confianza en la información de estos sitios. Sólo el 5% de los estadounidenses en línea dicen tener “mucha” confianza en la información que obtienen de los sitios de medios sociales, mientras que otro 33% dice tener “algo” de confianza en ellas, según una encuesta realizada en marzo de 2017. La proporción de estadounidenses en línea que confían al menos un poco en la información que obtienen de los medios sociales (37%) es muy inferior a la de adultos estadounidenses que confían al menos un poco en la información que obtienen de las organizaciones de noticias locales (85%), amigos y familiares (76%) y organizaciones de noticias nacionales (72%).

 

Los millennials se destacan por el uso intenso de la tecnología, pero las generaciones más mayores también adoptan la vida digital.

sobre-el-estudio-millennials-4-638

 

Jinging Jiang. Millennials stand out for their technology use, but older generations also embrace digital life. Teens, Social Media & Technology 2018
Washington D. C.: Pew Research Center, 2018

Ver completo

Los milenials a menudo han guiado a los estadounidenses mayores en la adopción y uso de la tecnología, y esto es en gran medida cierto. Pero también ha habido un crecimiento significativo en la adopción de tecnología en los últimos años entre las generaciones mayores, en particular entre los Gen Xers y los Baby Boomers.

Más de nueve de cada diez milenials (92%) poseen teléfonos inteligentes, en comparación con el 85% de la Generación X (los que cumplen entre los 38 y los 53 años este año), el 67% de los Baby Boomers (entre los 54 y los 72 años) y el 30% de la Generación Silenciosa (entre los 73 y los 90 años), según un nuevo análisis de datos del Pew Research Center. Del mismo modo, la gran mayoría de los mileniales (85%) dicen que utilizan los medios de comunicación social. Por ejemplo, una proporción significativamente mayor de Millennials ha adoptado plataformas relativamente nuevas como Instagram (52%) y Snapchat (47%) a diferencia de las generaciones más mayores.

A diferencia de la propiedad de teléfonos móviles y uso de medios sociales, los Gen Xers superan a los Millennials en propiedad de tabletas. La diferencia entre ellos ahora es de 10 puntos porcentuales, ya que el 64% de los Gen Xers y el 54% de los Millennials dicen que poseen tabletas. La mayoría de los Gen Xers también dicen que tienen servicio de banda ancha en casa. Alrededor del 73% de los Gen X tienen banda ancha en casa, en comparación con el 66% de los boomers y el 34% de los silenciosos.

Y mientras que la proporción de usuarios de medios sociales entre los Millennials se ha mantenido en gran medida sin cambios desde 2012, la proporción de Gen X que utiliza medios sociales ha aumentado en 11 puntos porcentuales durante este período de tiempo. Como resultado, las acciones comparables de la Generación X y Millennials ahora reportan usar Facebook (76% y 82%, respectivamente).

Los Baby Boomers continúan a la zaga de los Gen Xers y los Millennials en la mayoría de las medidas de adopción de tecnología, pero las tasas de adopción para este grupo han estado creciendo rápidamente en los últimos años. Los boomers son ahora mucho más dados a poseer un teléfono móvil que en 2011 (67% ahora frente a 25% entonces). Además, aproximadamente la mitad (52%) de los boomers dicen que poseen una tableta, y la mayoría (57%)  usan medios sociales.

Aunque los boomers han adoptado con entusiasmo una serie de tecnologías en los últimos años, es menos probable que los miembros de la Generación Silenciosa lo hayan hecho. Tres de cada diez silenciosos (30%) dicen tener un teléfono inteligente, y menos (25%) informan tener una tableta o usar medios sociales (23%). Encuestas anteriores del Pew Research Center han encontrado que los adultos mayores enfrentan algunas barreras únicas para adoptar nuevas tecnologías – desde una falta de confianza en el uso de nuevas tecnologías, hasta desafíos físicos a la hora de manipular varios dispositivos.

 

Adolescentes, Medios Sociales y Tecnología 2018

pi_2018-05-31_teens-technology_featured

 

Anderson, M. and J. Jiang [e-Book]  Teens, Social Media & Technology 2018. New York, Pew Research Center, 2018.

Texto completo

YouTube, Instagram y Snapchat son las plataformas en línea más populares entre los adolescentes. El 95% de los adolescentes tienen acceso a un teléfono inteligente, y el 45% dice que están en línea ‘casi constantemente’. La encuesta también encuentra que no existe un consenso claro entre los adolescentes sobre el efecto que los medios sociales tienen en sus vidas. 

 

El informe recoge algunos de los principales hallazgos de la encuesta del Pew Research a adolescentes estadounidenses realizada del 7 de marzo al 10 de abril de 2018. A lo largo del informe, cuando se habla de “adolescentes” se refiere a las personas de 13 a 17 años de edad.

Hasta hace poco, Facebook había dominado el panorama de los medios sociales entre la juventud de Estados Unidos, pero ya no es la plataforma en línea más popular entre los adolescentes, según una nueva encuesta del Pew Research Center. Hoy en día, aproximadamente la mitad (51%) de los adolescentes estadounidenses de 13 a 17 años de edad dicen que usan Facebook, pero menos de lo que usan YouTube, Instagram o Snapchat.

Este cambio en el uso de las redes sociales por parte de los adolescentes es sólo un ejemplo de cómo ha evolucionado el panorama tecnológico para los jóvenes desde la última encuesta del Pew Research sobre los adolescentes y el uso de la tecnología en 2014-2015. Más notablemente, la propiedad de teléfonos inteligentes se ha convertido en un elemento casi omnipresente en la vida de los adolescentes: el 95% de los adolescentes ahora informan que tienen un teléfono inteligente o acceso a uno. A su vez, estas conexiones móviles están impulsando actividades en línea más persistentes: un 45% de los adolescentes dicen que están en línea en una base casi constante.

La encuesta también encuentra que no existe un consenso claro entre los adolescentes sobre el efecto que los medios sociales tienen en sus vidas. Las minorías de adolescentes describen ese efecto como mayormente positivo (31%) o mayormente negativo (24%), pero la mayor parte (45%) dice que el efecto no ha sido ni positivo ni negativo.

 

 

 

 

El 1% de los usuarios de redes sociales publica el 90% del contenido

community-participation-pyramid

The 90-9-1 Rule for Participation Inequality in Social Media and Online Communities
by Jakob Nielsen on October 9, 2006

 

Según un estudio de Nielsen, en la mayoría de las comunidades online, el 90% de los usuarios son “acechadores” que nunca contribuyen, el 9% de los usuarios contribuyen un poco, y el 1% de los usuarios son responsables de casi toda la acción. Ello tiene sus consecuencias cuando se establecen estudio de usuarios y de comportamiento web. El estudio tiene unos años, probablemente la participación activa se haya incrementado, pero la regla general de desigualdad se mantiene.

 

Regla 90-9-1 para la desigualdad en la participación en los medios sociales y las comunidades en línea

Todas las comunidades multiusuario a gran escala y las redes sociales en línea que dependen de los usuarios para aportar contenido o crear servicios comparten una propiedad: la mayoría de los usuarios no participan mucho. A menudo, simplemente son observadores.

Por el contrario, una pequeña minoría de usuarios suele postear una parte desproporcionadamente grande del contenido y de otras actividades del sistema. Este fenómeno de desigualdad en la participación fue estudiado en profundidad por primera vez por Will Hill a principios de los años 90, cuando trabajaba en Bell Communications Research.

La regla 90-9-1 para la participación en una comunidad en línea. Cuando se representa la cantidad de actividad para cada usuario, el resultado es una curva Zipf, que se muestra como una línea recta en un diagrama de registro.

La participación de los usuarios a menudo sigue más o menos la regla 90-9-1:

  • El 90% de los usuarios son acechadores (es decir, leen u observan, pero no contribuyen).
  • El 9% de los usuarios contribuyen de vez en cuando, pero otras prioridades dominan su tiempo.
  • El 1% de los usuarios participan mucho y son responsables de la mayoría de las contribuciones: puede parecer como si no tuvieran vida porque a menudo publican minutos después de que ocurre cualquier evento sobre el que están comentando.

Antes de la web, los investigadores documentaron la desigualdad en la participación en medios de comunicación como grupos de noticias de Usenet, tablones de anuncios de CompuServe, listas de correo en Internet y foros de discusión internos en grandes empresas. Un estudio de más de 2 millones de mensajes en Usenet reveló que el 27% de las publicaciones procedían de personas que enviaron un solo mensaje. Por el contrario, el 3% más activo de los carteles contribuyó con el 25% de los mensajes.

En el estudio de Usenet de Whittaker et al., una publicación seleccionada al azar tenía la misma probabilidad de provenir de uno de los 580.000 contribuyentes de baja frecuencia o de uno de los 19.000 contribuyentes de alta frecuencia. Obviamente, si se quiere evaluar los “sentimientos de la comunidad” es muy injusto que los 19.000 miembros de un subgrupo tengan la misma representación que los 580.000 miembros de otro subgrupo. Más importante aún, tales inequidades le darían una comprensión sesgada de la comunidad, porque es casi seguro que existen muchas diferencias entre las personas que publican mucho y las que publican poco. Y casi nunca tendrás datos de la silenciosa mayoría de los acechadores.

Desigualdad en la Web

De los millones de usuarios de Internet sólo  el 5% tienen blogs según Technorati. Peor aún, sólo hay 1,6 millones de publicaciones al día; debido a que algunas personas publican varias veces al día, sólo el 0,1% de los usuarios lo hacen diariamente.

Los blogs tienen una desigualdad de participación aún peor de lo que es evidente en la regla 90-9-1 que caracteriza a la mayoría de las comunidades en línea. Con los blogs, la regla es más bien 95-5-0.1.

Las desigualdades también se encuentran en Wikipedia, donde más del 99% de los usuarios son acechadores. Según la página “about” de Wikipedia, sólo tiene 68.000 colaboradores activos, lo que representa el 0,2% de los 32 millones de visitantes únicos que tiene sólo en Estados Unidos.

Las 1.000 personas más activas de Wikipedia – el 0,003% de sus usuarios – contribuyen con cerca de dos tercios de las ediciones del sitio. Por lo tanto, Wikipedia está aún más sesgada que los blogs, con un 99,8-0.Regla 2-0.003.

La desigualdad en la participación existe en muchos lugares de la web. Un rápido vistazo a Amazon.com, por ejemplo, mostró que el sitio había vendido miles de copias de un libro que sólo tenía 12 reseñas, lo que significa que menos del 1% de los clientes contribuyen comentarios.

Desventajas de la desigualdad en la participación

Visualización de la cantidad de contribuciones de diferentes segmentos de usuarios. La desigualdad en la participación no es necesariamente injusta porque algunos usuarios son más iguales que otros, al citar erróneamente Animal Farm. Si los acechadores quieren contribuir, por lo general se les permite hacerlo.

El problema es que el sistema global no es representativo de los usuarios medios de la web. En cualquier sitio de participación de los usuarios, casi siempre se oye hablar del mismo 1% de los usuarios, que casi con toda seguridad difieren del 90% que nunca ha sido escuchado. Esto puede causar problemas por varias razones:

  • Comentarios de los clientes. Si su empresa busca en las publicaciones web comentarios de los clientes sobre sus productos y servicios, está obteniendo una muestra poco representativa.
  • Reseñas. Del mismo modo, si usted es un consumidor que trata de averiguar qué restaurante frecuentar o qué libros comprar, las reseñas en línea representan sólo una pequeña minoría de las personas que tienen experiencias con esos productos y servicios.
  • Política. Si un partido nomina a un candidato apoyado por las “netroots”, es casi seguro que perderá porque las posiciones de tales candidatos serán demasiado extremas para atraer a los votantes mayoritarios. Las publicaciones en blogs políticos provienen de menos del 0,1% de los votantes, la mayoría de los cuales son de izquierda (para los demócratas) o de derecha (para los republicanos).
  • Búsqueda. Las páginas de resultados de los motores de búsqueda (SERP) se clasifican principalmente en función del número de sitios vinculados a cada destino. Cuando el 0,1% de los usuarios hace la mayoría de los enlaces, nos arriesgamos a que la relevancia de la búsqueda esté cada vez más fuera de lugar con lo que es útil para el 99,9% restante de los usuarios. Los motores de búsqueda necesitan confiar más en los datos de comportamiento recopilados a través de muestras que representen mejor a los usuarios, razón por la cual están creando servicios de acceso a Internet.
  • Relación señal/ruido. Los grupos de discusión se llenan de anuncios de baja calidad, lo que dificulta la identificación de los realmente interesantes. Muchos usuarios dejan de leer comentarios porque no tienen tiempo para leer los mensajes de personas con poco que decir. 

 

Donar dinero a redes sociales con ánimo de lucro

Donar dinero es la forma de acción más fuerte que simplemente escribir contenido aportado por los usuarios, por lo que tiene sentido que esta forma de contribución tenga una desigualdad de participación extremadamente fuerte. Por lo tanto, las redes sociales para la recaudación de fondos de caridad tienen una regla de 99.3% de acechadores y 0.7% de contribuyentes – aún más sesgada que las otras desigualdades de participación que hemos visto. Los datos no dicen cuántos de los 0.7% de los usuarios que donaron han sido contribuyentes frecuentes, pero lo más probable es que sea menos de 1/10, lo que significa que la regla completa se vería algo así como 99-1-0. Aunqu si midiéramos la cantidad de dinero donado y no sólo una distinción binaria entre dar y no dar, la inclinación probablemente sería aún más extrema.

 

Cómo superar la desigualdad en la participación

El primer paso para enfrentar la desigualdad en la participación es reconocer que siempre estará con nosotros. Ha existido en todas las comunidades online y servicios multiusuario que se han estudiado. Paro, aunque la participación siempre será algo desigual, hay maneras de igualarla un poco más. Facilitando la contribución, editando en lugar de creando, permitiendo que los usuarios construyan sus contribuciones modificando las plantillas existentes en lugar de creando entidades completas desde cero, recompensando a los participantes, promoviendo colaboraciones de calidad y mejorando el diseño. El diseño de su sitio web sin duda influye en la desigualdad de participación para bien o para mal. Ser consciente del problema es el primer paso para aliviarlo, y encontrar formas de ampliar la participación será aún más importante a medida que los servicios de redes sociales de la web continúen creciendo.