Archivo de la etiqueta: Investigación

Segundo informe sobre la ciencia y la tecnología en España

debb9f10a38d8a2f895eb8e28e7bee00

Segundo informe sobre la ciencia y la tecnología en España. Madrid: Fundación Alternativas, 2019

Texto completo

 

El anterior Informe sobre la Ciencia y la Tecnología en España, presentado hace año y medio, fue el primero de una serie que pretende mostrar de manera periódica el estado y la evolución del sistema español de ciencia y tecnología a lo largo del tiempo, aportando ideas para la mejora de los problemas que ralentizan un desarrollo económico y social sostenible de España. Si aquel informe ofrecía un análisis de la situación del sistema después de la llamada “década perdida”, esta nueva edición dirige su mirada a los problemas estructurales que se deben afrontar para promover el cambio deseado. Con ello, los autores no se limitan a describir estos problemas, sino que aportan en cada capítulo una serie de recomendaciones y propuestas dirigidas a ofrecer posibles soluciones a los mismos. El resultado es, de nuevo, una obra diversa sobre un objeto común que recoge contribuciones con un perfil de alta divulgación basadas en información objetiva y datos reale.

Cómo escribir un artículo académico en 12 semanas

41s252bewuqrfl._sy346_

Belcher, Wendy Laura. Cómo escribir un artículo académico en 12 semanas: guía para publicar con éxito. México: Flasco, 2010.

Texto completo

Cómo escribir un artículo académico en 12 semanas presenta un enfoque revolucionario que permite a los autores académicos superar sus ansiedades y lograr las publicaciones que son esenciales para el éxito en sus campos de estudio. Cada semana, los lectores aprenden sobre un aspecto particular de los artículos y trabajan en su revisión de acuerdo a una agenda. Al término de doce semanas, envían su artículo a una revista académica. Este manual es la única guía que atiende en específico la publicación de artículos académicos en las ciencias sociales y las humanidades. Este manual se basa en investigaciónes reales sobre la productividad académica y la revisión por pares, éxitos y fracasos verídicos de los estudiantes de posgrado e investigadores y las experiencias de Belcher como editora de una revista académica y como autora premiada. Cómo escribir un artículo en 12 semanas puede usarse de modo individual o en grupos y es particularmente útil para cursos de desarrollo profesional de estudiantes de posgrado, grupos de posdoctorado, cursos de redacción para artículos académicos y talleres para profesores investigadores que comienzan su carrera

 

Tasas de aceptación de revistas académicas revisadas por pares: una encuesta de literatura.

 

peer-review_cover-01-01-1400x800

Bjórk, Bo-Christer. Acceptance rates of scholarly peer-reviewed journals: A literature survey  
v. 28, n. 4, e280407
julio / agosto de 2019
DOI: 10.3145 / epi.2019.jul.07

Texto completo

La tasa de aceptación de las revistas académicas es un criterio de selección importante para los autores que eligen dónde enviar sus manuscritos. Desafortunadamente, la información sobre la aceptación (o las tasas de rechazo) de revistas individuales rara vez está disponible. Este artículo examina información sistemática disponible y estudios de tasas de aceptación. El promedio global general es de alrededor del 35-40%. Existen diferencias significativas entre los campos de la ciencia, y la biomedicina que tiene tasas de aceptación más altas en comparación con, por ejemplo, las ciencias sociales. Las revistas de acceso abierto generalmente tienen tasas de aceptación más altas que las revistas de suscripción, y esto es particularmente cierto para las llamadas mega-revistas OA, que tienen criterios de revisión por pares centrados solo en ciencia sólida.

¿Qué esperan los investigadores de sus bibliotecas?

what-do-researchers-expect-from-the-library

Supporting Academic Research : new study identifies opportunities for research offices and libraries to strengthen support for researcher. Jerusalén: Ex-Libris, 2019

Texto completo

Una encuesta de 300 investigadores de los Estados Unidos, el Reino Unido y Australia indicó un acuerdo universal de que las bibliotecas deberían apoyar el proceso de investigación académica.

 

Los datos de un estudio encargado por Ex Libris parecen indicar una especie de desconexión entre las expectativas de los investigadores de la biblioteca y lo que sucede en la práctica.

Este documento incluye los resultados de una encuesta de 300 investigadores y entrevistas con miembros de alto rango de oficinas de investigación en los Estados Unidos, el Reino Unido y Australia.

El documento examina las prioridades clave de investigación, que incluyen:

  • La satisfacción de los investigadores con el apoyo recibido por la oficina de investigación y la biblioteca.
  • Qué actividades realizan los investigadores por si mismos en lugar de obtener ayuda de otros
  • Experiencia en la búsqueda y solicitud de subvenciones.
  • Medición del impacto de la investigación
  • Exhibir y mantener los perfiles de los investigadores.

 

Expectativas: las bibliotecas deberían estar haciendo algo (¿pero qué?)

Se preguntó a los investigadores “¿Cuál de las siguientes opciones espera que haga la biblioteca para apoyar su tarea como investigador?” Aquí está el desglose general de las respuestas:

research-report-blog-post-image1-1024x615

Todo ello sugiere que, a pesar de la falta de claridad sobre lo que las bibliotecas podrían estar haciendo para apoyar los procesos de investigación, todos los investigadores piensan que deberían estar haciendo algo más.

En la práctica, a pesar de las expectativas declaradas por los investigadores, las bibliotecas juegan muy limitado en el proceso de investigación académica. El estudio Ex Libris también encuestó a los investigadores sobre qué partes del proceso de investigación gestionan ellos mismos de forma independiente y cuáles no, y a quién recurren para obtener ayuda. En ningún caso más del 12% de los encuestados mencionó a la biblioteca como su fuente de apoyo o asistencia.

Los resultados respecto a las tareas en que los investigadores recurren al personal de la biblioteca son:

  • Gestión de cargos por procesamiento de artículos (APC): 12%
  • Depósito en un repositorio institucional – 12%
  • Garantizar el cumplimiento de las políticas de acceso abierto: 10%
  • Encontrar revistas relevantes para publicación – 9%
  • Monitorear el impacto de su investigación – 8%
  • Preparación de planes de gestión de datos: 8%
  • Enviar su investigación para su publicación: 6%
  • Encontrar oportunidades de financiación relevantes: 5%
  • Solicitud de subvenciones de financiación – 4%

 

Aproximadamente la mitad de los investigadores encuestados dijeron que lo hacían ellos mismos, en lugar de contar con el apoyo de otros. Sin embargo, incluso entre aquellos que obtienen ayuda de sus instituciones, la mayoría recurre a la oficina de investigación o a asistentes de investigación.

Claramente, aunque todavía están involucradas solo en una minoría de estos casos, el soporte de la biblioteca está más enfocado en la gestión de tareas de publicación de investigación, como la gestión de los cargos de procesamiento de artículos (APCs), la búsqueda de revistas relevantes para publicación, depósitos en repositorios institucionales y garantizar el cumplimiento de políticas de acceso abierto.

Esto está en línea con el tipo de actividades que los investigadores esperan de sus bibliotecas institucionales, como se señaló anteriormente. Sin embargo, incluso un número mayor de investigadores dijeron que esperaban que la biblioteca proporcionara servicios de datos de investigación y educación en alfabetización informacional.

La brecha entre lo que a los investigadores les gustaría que hicieran sus bibliotecas y el apoyo que reciben en la práctica no es un abismo insalvable. Más bien, es una gran gran oportunidad en la que las bibliotecas están en una posición única para poder aprovecharla. Las bibliotecas pueden desempeñar un papel más destacado en el ciclo de vida de la investigación al ofrecer más servicios y un mayor apoyo para las actividades relacionadas con la publicación, esencialmente basándose en lo que ya están haciendo, además de expandir sus servicios para incluir el apoyo al proceso de investigación en sí.

La edición científica ante el nuevo paradigma digital

tendencias-en-edicion-digital-cientifica-une-2015-7-638

Alonso Arévalo, Julio ;  Cordón García, José Antonio; Maltrás, Bruno. La edición científica ante el nuevo paradigma digital. Localización: Boletín de la Asociación Andaluza de Bibliotecarios, ISSN 0213-6333, Año nº 31, Nº 111, 2016, págs. 64-94

Texto completo

Ver presentación

Resumen: La edición digital marca un antes y un después en casi todos los ámbitos disciplinares y de género, la aplicación de la tecnología no es un elemento neutro respecto a la lectura, la investigación y en el aprendizaje. Aquí se hace un análisis de las características y tendencias de la edición digital en el ámbito científico, las particularidades evolutivas y disruptivas con respecto a su contraparte impresa.  Por ello se utiliza una metodología que aplicó en su día Marshal Macluhan donde se analizaba el carácter innovador de una tecnología en función de una serie de cuestiones tales como qué acrecientan o intensifican, que hacen caduco o desplazan, qué recuperan que antes había caducado, qué producen o devienen cuando se comprimen al extremo. En función de los aspectos considerados se llega a la conclusión de que instituciones, editores, y usuarios deben aprovechar las nuevas capacidades del formato digital como las diferentes capacidades de comercialización para adecuarlas de manera más precisa a las necesidades de los usuarios, y como estos puedes aprovechar las posibilidades del nuevo formato para aprovechar mejor los sistemas de aprendizaje e investigación científica.

Lista de Editores Predadores de Jeffrey Beall

web_eyevine9.14330654

Jeffrey Beall bibliotecario de la Universidad de Colorado

 

Beall’s List

https://beallslist.weebly.com/

Más sobre

Ocasionalmente se invita a los investigadores a publicar en revistas de acceso abierto. Sin embargo, no todas las revistas de acceso abierto son confiables. Para determinar la credibilidad de una revista, se pueden utiliza consultar fuentes, incluyendo la lista de Editores Predadores de Jeffrey Beall, que dejó de actualizarse en 2017.

 

Beall’s List era una lista prominente de editores de acceso abierto depredadores que fue mantenida por el bibliotecario de la Universidad de Colorado Jeffrey Beall en su blog Scholarly Open Access. El objetivo de la lista era documentar a los editores de acceso abierto que no realizaron una verdadera revisión por pares, publicando efectivamente cualquier artículo siempre y cuando los autores paguen la tarifa de acceso abierto. Originalmente comenzó como un esfuerzo personal en 2008, Beall’s List se convirtió en una web muy seguida a mediados de la década de 2010. Su influencia llevó a algunos editores en la lista a amenazar con demandas por difamación contra Beall, así como a presentar quejas oficiales contra el trabajo de Beall ante la Universidad de Colorado. Como resultado, Beall dejó de actualizar su blog y la lista en enero de 2017.

Desde que se cerró la “Lista de Beall”, listas similares han sido iniciadas por otros, como CSIR-Structural Engineering Research Centre, y un grupo anónimo denominado Stop Predatory Journals Cabell’s International, una compañía que ofrece análisis de publicaciones académicas y otros servicios académicos, que también proporciona una lista negra  y una lista blanca.

Beall aplicó un conjunto diverso de criterios antes de incluir un editor o revista en sus listas. Ejemplos incluidos:

  • Dos o más revistas con comités editoriales duplicados (es decir, el mismo comité editorial para más de una revista).
  • Existe poca o ninguna diversidad geográfica entre los miembros del consejo editorial, especialmente en el caso de las revistas que afirman tener un alcance o cobertura internacional.
  • El editor no tiene políticas ni prácticas de preservación digital, lo que significa que si la revista deja de funcionar, todo el contenido desaparece de Internet.
  • El editor corrige (bloquea) sus PDF, lo que dificulta la comprobación del plagio.
  • El nombre de una revista es incongruente con su misión.
  • El editor afirma falsamente que su contenido está indexado en servicios legítimos de resúmen e indexación o que su contenido está indexado en recursos que no son servicios de abstracción e indexación.

f8f19538-3c5c-421c-b08f-39d43447f669_bealls_list_b16f52b8_490x330

La lista de Editores depredadores incluye 1155 editores, lo que supone un aumento de 232 con respecto a 2016. Actualmente hay más de mil editores predadores de acceso abierto.

Las Revistas académicas de acceso abierto potenciales, posibles o probables predadores incluyen 1294 revistas, un aumento de 412 con respecto a 2016.

La lista de Empresas con métricas engañosas incluye empresas que “calculan” y publican factores de impacto falsos (o alguna medida similar) que los editores utilizan en sus sitios web y correo electrónico para engañar a los académicos y hacerles creer que sus revistas tienen factores de impacto legítimos.

La lista de Revistas pirateadas incluye revistas para las que alguien ha creado un sitio web falso, robando la identidad de la revista original y solicitando el envío de artículos utilizando el modelo de el autor-paga (acceso abierto de oro).

 

Necesitamos un conjunto de métricas más amplio y transparente para evaluar la publicación científica.

d41586-019-01643-3_16747904

Paul Wouters, Cassidy, R. Sugimoto, Vincent Larivière, Marie E. McVeigh, Bernd Pulverer, Sarah de Rijcke, Ludo Waltman. Rethinking impact factors: better ways to judge a journal We need a broader, more-transparent suite of metrics to improve science publishing, Nature, 28 may 2019

Texto completo

El factor de impacto de la revista ha dominado durante mucho tiempo la evaluación de la publicación académica. Basado en la indexación de citas, y concebido hace más de cuatro décadas, es improbable que los creadores del factor de impacto anticiparan su adopción generalizada y su longevidad, ni su supuesto mal uso. Sin embargo, los tiempos parecen estar dispuestos a cambiar esta lógica. En un artículo reciente en Nature, Paul Wouters y otros coautores insisten en que la publicación académica necesita un “conjunto más amplio y transparente” de indicadores de revistas, y exploran cómo podría ser.

Como destacan los autores, para determinar cuál es la mejor manera de juzgar una revista, es fundamental considerar la pregunta “¿Para qué sirve una revista? Identifican las funciones clave de las revistas como registrar, curar, evaluar, difundir y archivar la investigación y señalan que el factor de impacto sólo puede captar aspectos limitados de éstas. Si bien todas las funciones de la revista deben ser evaluadas, los autores advierten que “tener más indicadores no equivale a tener mejores indicadores”. Proponen que la próxima generación de indicadores de revistas se diseñe e implemente de manera responsable para cumplir con los siguientes criterios:

  • Justificado: El indicador debe tener un papel menor y explícitamente definido en la evaluación de la investigación.
  • Contextualizado: Deberán comunicarse tanto las estadísticas numéricas como las distribuciones estadísticas, teniendo en cuenta las diferencias interdisciplinarias.
  • Informado: Debería haber una formación sobre los indicadores, facilitada por expertos.
  • Responsable: Consideración de la posible influencia de los indicadores en el comportamiento de los investigadores o de las partes interesadas.

Entonces, ¿quién debería gestionar la próxima generación de indicadores de las revistas? Los autores sugieren la creación de una organización de gobierno inclusiva. La organización debe hacer recomendaciones sobre el uso de indicadores, educar a las partes interesadas sobre las buenas prácticas y proporcionar orientación sobre la publicación de acceso abierto y el intercambio de datos. El lanzamiento de este órgano rector está previsto en un taller que se celebrará en 2020; y se invita a todas las partes interesadas a que se pongan en contacto con los autores para que se sumen a la iniciativa.