Archivo de la etiqueta: Modelos de negocio

Comparación del impacto científico de los libros adquiridos a través de planes de aprobación, peticiones del bibliotecario y adquisiciones impulsadas por el usuario en función de las citas recibidas

 

atrtmvznwsusldbggb7b

 

Tyler, David C. ; Hitt, Brianna D. ; Nterful, Francis A. ; Mettling, McKenna R. “Research Article: “The Scholarly Impact of Books Acquired via Approval Plan Selection, Librarian Orders, and Patron-Driven Acquisitions as Measured by Citation Counts” (Preprints). C&RL preprint 2018

Texto completo

 

El modelo de adquisición impulsada por el usuario (Patron Driver Adquisitions – PDA, por sus siglas en inglés) ha sido una propuesta novedosa, aunque polémica, entre los modelos de adquisición en bibliotecas durante los últimos años, en todo este tiempo se probó en numerosos programas piloto con buenos resultados. Sin embargo, aún hay numerosas dudas entre el personal bibliotecario, especialmente en lo que se refiere a la composición de los planes, paquetes que ofrecen los proveedores y la opinión de los usuarios. La literatura hasta la fecha ha abordado la evaluación de la adquisición impulsada por el usuario (PDA) mediante el análisis de la circulación/uso, las opiniones de los usuarios o de los bibliotecarios sobre la utilidad e idoneidad del modelo, la búsqueda de pruebas de los desequilibrios de la colección y la comprobación de la superposición de las compras impulsadas por el usuario y de los bibliotecarios.

Este estudio aborda el impacto académico y examina los modelos de adquisición comparando los los planes de aprobación, la adquisición por parte de los bibliotecarios y los modelos de adquisición dirigida por el usuario en Ciencias Sociales y Humanidades: Para ello los autores recopilaron muestras aleatorias de libros adquiridos mediante planes de aprobación y pedidos de los bibliotecarios durante cinco años de sus instituciones, y compararon sus citas con los recuentos de libros adquiridos a través del programa PDA. Para el conteo de citas se empleó Google Scholar.

 

 

 

La viabilidad de los libros de acceso abierto sigue siendo incierta

books , Tablet computer

Open Access Book Publishing 2018-2022. SIMBA, 2018

Open Access Book Publishing 2018-2022 proporciona información detallada del mercado para este segmento de la publicación de libros académicos. Analiza las tendencias que afectan a la industria y pronostica crecimiento del mercado hasta el 2022. El informe incluye una revisión de más de 20 editores y programas notables de OA, incluyendo InTechOpen, Bookboon.com, Frontiers Media, SciELO, De Gruyter, Brill, Knowledge Unlatched y Springer Nature.

 

La última edición de Open Access Book Publishing 2018-2022 descubrió que a pesar de varios años de crecimiento con más del 30%, los ingresos totales generados por los cargos de procesamiento de libros (BPC) siguen siendo pequeños, muy por debajo del 0.5% del total de ingresos por libros, comparable en tamaño a un único editor de una editorial universitaria o a un único editor de revista de acceso abierto.

El mercado es comparable a las ventas del mercado revistas de OA a principios de la década de 2000 y, si bien existen mecanismos de impulso a través de mandatos para acelerar el progreso, los libros de OA se mantienen más de una década atrás de las revistas.

Una diferencia importante entre los libros de OA y las revistas es que el mercado general de revistas, en particular las ciencias de la vida, se mantuvo estable gracias al desarrollo de OA. El mercado actual del libro es problemático, lo que afectará la capacidad de los libros de OA para progresar como lo hicieron las revistas de OA. Los libros de OA pueden convertirse en “una” respuesta, no en  “la” solución, a una crisis en las monografías de ciencias sociales y humanidades (SSH) que precedieron a los libros de OA.

La voluntad de experimentar se ha establecido en la cultura del libro de OA. Se siguen lanzando nuevos ensayos en busca de un modelo de negocio viable en el futuro. Las empresas cooperativas incluyen Knowledge Unlatched y MUSE Open. Bookboon.com utiliza la publicidad, pero esto sólo funciona para temas ampliamente vistos como libros de texto o títulos de salud dirigidos a los pacientes. Los libros punctum piden donaciones o suscripciones para obtener acceso temprano. Mientras que los editores de revistas como MDPI y Frontiers dependen del apoyo al artículo original de la revista, Australian National University Press depende de las ventas impresas. Pero, al igual que los APCs de las revistas, la mayoría sigue dependiendo de los cargos por libros o capítulos. Los modelos de negocio son muy diversos, particularmente considerando el número relativamente pequeño de títulos involucrados.

 

¿Cuánto pagan las bibliotecas por los libros electrónicos de los editores?

librarycosts

Here is a breakdown of how much libraries pay for ebooks from publishers
Michael Kozlowski. GoodEreader, agosto 2018

Ver original

 

Ver además

Plataformas de préstamos de libros digitales en las bibliotecas públicas

Dónde comprar libros digitales para bibliotecas en España

 

Las principales editoriales tienen diferentes estrategias para vender libros electrónicos al sistema de bibliotecas públicas. Baker & Taylor, Overdrive y un sinnúmero de otros editores tienen que tener suficiente selección para mantener a sus clientes satisfechos, pero puede ser un reto conocer los diferentes precios, términos y modelos que los editores emplean, ya que han cambiado sus modelos muchas veces a lo largo de los años. Good e-Reader nos ofrece los datos y precios de la edición 2018 de lo que cobran las editoriales a las bibliotecas por los libros electrónicos.

 

Políticas, modelos y precios de los BIG FIVE (Cinco grandes de la edición mundial)

 

Hachette Book Group

Hachette Book Group es propiedad de Hachette Livre, que es una subsidiaria de propiedad de Lagardère. La compañía tiene numerosos grupos de publicación, pero la mayoría de los libros electrónicos y audiolibros digitales producidos por Hachette Digital son principalmente en libros publicados por Grand Central Publishing, Little, Brown & Company, Orbit, Yen Press, Little Brown for Young Readers, FaithWords y Center Calle.

Hachette lanza simultáneamente el libro electrónico con la edición impresa. Cada título que compran las bibliotecas  puede ser prestado un número ilimitado de veces, con un modelo de una sola copia, un solo uso. El precio inicial que las bibliotecas pagan es tres veces el precio del libro impreso. Un año después de la publicación, el precio de compra bajará en una vez y media el precio del libro de la lista principal.

HarperCollins

HarperCollins es propiedad de Rupert Murdoch’s News Corporation. El editor implementó un sistema de préstamos en 2011 que consistía, en que una vez que un libro electrónico fuera prestado 26 veces, las bibliotecas deban recomprar el título. El precio del libro electrónico es exactamente el mismo que el de la edición impresa de tapa dura, por lo que las bibliotecas no pagan más, como sucede con Hachette.

Macmillan

Macmillan es propiedad del Verlagsgruppe Georg von Holtzbrinck, de Stuttgart, Alemania. Entre las editoriales que incluye están: Farrar Straus y Giroux, Henry Holt & Company, W.H. Freeman y Worth Publishers, Palgrave Macmillan, Bedford/St. Martin’s, Picador, Roaring Brook Press, St. Martin’s Press, Tor Books, Macmillan Higher Education.

Los títulos de Macmillan están disponibles para el préstamo digital en bibliotecas bajo el modelo de préstamo de una copia/un usuario durante dos años o 52 préstamos. La biblioteca paga un promedio de 25 dólares por título. Macmillian no ofrece a disposición de las bibliotecas la mayoría de sus títulos de primera línea por temor a canibalizar sus ventas impresas. TOR solía poner a disposición todos los títulos de su lista de favoritos, pero recientemente con la reducción de sus ventas comenzó a eliminar títulos para el préstamo digital en bibliotecas. Algunos sellos de Macmillan sí publican todos los libros electrónicos de primera línea en las bibliotecas, como los libros electrónicos de su sello Children’s Publishing.

 

Penguin Random House

Penguin Random House representa 1/4 de todos los libros publicados en el mundo. Sus marcas editoriales incluyen Viking, G. P. Putnam’s Sons, The Penguin Press, Riverhead Books, Dutton, Penguin Books, Berkley Books, Gotham Books, Portfolio, New American Library, Plume, Tarcher, Philomel, Grosset & Dunlap, Puffin, Alfred A. Knopf, Ballantine, Bantam, Dell, Pantheon, Doubleday.

PRH tiene licencias a perpetuidad, lo que significa que las bibliotecas sólo tienen que comprar el título digital una vez y pueden tenerlo para siempre, lo que implica que no tengan que renovar licencias anualmente. Cada ebook sólo puede ser prestado a un usuario a la vez. El ebook medio viene a costa entre los  20 y 65 dólares por título.

 

Simon y Schuster

Simon and Schuster es una división de CBS Corporation. Los sellos editoriales que incluye son: Simon & Schuster, Atria, Free Press, Gallery Books, Pocket Books, y Scribner. La división infantil incluye libros de bolsillo de Aladdin, libros de Atheneum para jóvenes lectores, Little Simon, libros de Margaret K. McElderry, libros de Simon & Schuster para jóvenes lectores, Simon Pulse, Simon Spotlight y muchos otros.

Simon y Schuster tiene diferentes modelos para los títulos de sus libros electrónicos de primera y segunda línea. Un título de la lista principal se adquiere bajo una licencia que se agota en un plazo de 12 meses luego deberá renovarse. Cada libro puede ser prestado un número ilimitado de veces durante este período. Los títulos comerciales más populares parecen estar principalmente en el rango de 20 a 30 dólares, con precios más bajos para la novela. Los títulos de la lista varían en precio, pero en realidad no se venden por más del precio de un libro en rústica. Los libros que están fuera de la lista principal también se pueden adquirir por una licencia de dos años.

KDP la plataforma de autopublicación de Amazon amplía su red de distribución para incluir a librerías, minoristas y distribuidores

maxresdefault

Kindle Direct Publishing (KDP) el servicio de autopublicación de Amazon ahora ofrece un servicio de distribución expandida que permite distribuir cualquier libro autopublicado en la plataforma Amazon. y ponerlo a disposición de minoristas, librerías y distribuidores en línea. De manera que cualquier libro autopublicado en Amazon  pueda adquirirse en cualquier librería. De momento el programa estará sólo disponible para Estados Unidos.

 

Amazon acaba de eliminar una de las pocas diferencias entre sus dos plataformas; la digital y la de edición bajo demanda (POD), ya que la compañía acaba de anunciar que los autores y editores que usan el programa KDP Print, -que permite publicar un libro impreso en edición bajo demanda a partir de un libro digital-, pueden distribuir sus libros impresos en librerías estadounidenses a través del programa “Expanded Distribution

Para utilizar la distribución expandida, el libro debe estar disponible en Amazon y cumplir con los siguientes requisitos:

  • ISBN. El libro de tapa blanda puede tener un ISBN adquirido por el autor o asignado por KDP. El ISBN de su libro no debe haberse enviado anteriormente para su distribución a través de otro servicio.

 

 

Si un autor habilita la “Distribución expandida” para su edición en rústica, la tasa de regalías es el 40% del precio de lista del libro vigente en el canal de distribución en el momento de la compra, menos los costos de impresión y la retención. Si ya has publicado un libro en KDP, simplemente debes iniciar la sesión, entrar editar el libro y entrar en “Derechos de rúbrica y precios, e inscribir el libro en el programa KDP Print Expanded.  El libro puede demorar entre seis y ocho semanas para estar disponible en los canales de “Distribución expandida”.

42405934240_97f65350d9_b_d

 

Patrones de adquisición de bibliotecas universitarias ¿Realmente las ventas de libros de editoriales universitarias están en crisis?

publications

Daniel, K., J. J. Esposito, et al. (2018). [e-Book] Library Acquisition Patterns : A Preliminary Report with Data from OCLC’s WorldShare Management Services, ITHAKA S+R., 2018

Texto completo

 

¿Cuántos libros adquieren las bibliotecas universitarias por término medio al año?, ¿Hay alguna tendencia destacable en el número de adquisiciones? ¿En qué formatos y con qué métodos se están adquiriendo libros las bibliotecas universitarias? ¿Han cambiado estos patrones entre 2013 y 2017? ¿Cómo varían los patrones de adquisición según el tipo de institución y el sector, y cómo están cambiando estos patrones a lo largo del tiempo? ¿De qué editoriales se están adquiriendo libros las bibliotecas y a través de qué proveedores?

 

“Los malos datos conducirán a malas decisiones. Desgraciadamente, la situación no es simétrica: los datos buenos pueden o no conducir a buenas decisiones, ya que los datos aún siendo sólidos pueden ser erróneos debido a perturbaciones en su contexto por una malinterpretación o  simplemente debido a un despiste.”

J. J. Esposito

 

En un intento por mejorar la calidad de los datos sobre la industria del libro, Ithaka S+R acaba de publicar un informe preliminar sobre los patrones de adquisición de libros en las bibliotecas académicas elaborado por Katherine Daniel, Roger Schonfeld, y Joseph Esposito. Este proyecto fue posible gracias al generoso apoyo de la Fundación Andrew W. Mellon.

Entre los profesionales de la comunidad de editoriales académicas existe la sensación de que las bibliotecas universitarias están adquiriendo cada vez menos libros con una importante disminución de las ventas. Un reciente estudio del Reino Unido encontró que entre 2005 y 2014 las ventas al por menor de libros académicos cayeron un 13%. Como organización que investiga las comunicaciones académicas y las bibliotecas,  Ithaka S+R se cuestiona si las ventas de editoriales universitaria están realmente en declive. ¿Cúal es la razón? Las editoriales universitarias tienden a medir sus ventas a bibliotecas universitarias a través de los vendedores mayoristas que tradicionalmente distribuyen sus publicaciones. Sin embargo, desde que Amazon entró en escena, las bibliotecas universitarias han comenzado a adquirir muchos de sus títulos a través del minorista en línea, cuyas métricas de ventas no se suelen contabilizar en los datos de ventas que ponen a disposición del público. Teniendo esto en cuenta, ¿Es posible que las ventas de libros a bibliotecas no estén en declive, sino que simplemente se producen a través de otros canales?

Al carecer de cifras en los datos de ventas proporcionados  de los distribuidores, la mejor manera de analizar la situación es a través de las propias bibliotecas, obteniendo datos a a partir de los sistemas integrados de bibliotecas (ILS) que albergan metadatos de las adquisiciones que han realizado. Para ello se lanzó un proyecto piloto con cuatro bibliotecas universitarias en el año 2016 que demostró que este método no sólo proporcionaba datos viables, sino que también era escalable, incorporando datos de los Servicios de administración de WorldShare (WMS) de OCLC.

Este informe preliminar analizó las adquisiciones de libros en 54 bibliotecas -que van desde pequeños colegios privados hasta universidades públicas- que utilizan WMS. Aunque algunas instituciones pudieron proporcionar datos de los últimos cinco años, la mayoría no lo hicieron y, por lo tanto, no se pudo realizar un análisis longitudinal significativo de los patrones de adquisición en conjunto y dentro de los sectores, de modo que únicamente se pudieron obtener datos del año fiscal 2017, el año más reciente para el cual todos los participantes pudieron proporcionar información sobre sus adquisiciones.

lap-figure-3

Porcentaje de libros electrónicos por método de adquisición

 

En este informe inicial, se recogen datos de los casi 180.000 libros adquiridos en el año fiscal 2017 por 54 bibliotecas que utilizan los Servicios de administración de WorldShare (WMS) de OCLC. Los libros impresos dominaron las adquisiciones de libros en 2017 en las 54 instituciones participantes en el estudio, pues el 96% se adquirió en formato impreso y 4% por ciento restante en formato digital.

 

lap-figure-1

Porcentaje de compra de Libros Impresos respecto a Libros Electrónicos

 

El método principal para obtener libros impresos fue a través de una compra firme y única, y aunque la mayoría de los libros electrónicos también se obtuvieron a través de este método, casi el 31% se adquirieron a través de medios “desconocidos”, es decir, no a través de una compra firme, un plan de aprobación o una orden permanente, lo que lleva a especular que estas adquisiciones pueden haberse realizado a través de un sistema impulsado por la demanda -PDA Patron Driver adquisitions-. El precio medio de los libros obtenidos digitalmente también fue significativamente más alto que el de los libros impresos.  (Ver gráfico)

lap-figure-4

Precio medio de los libros impresos y electrónicos por el método de adquisición

 

El promedio de adquisiciones de libros también fue sustancialmente mayor entre las universidades públicas. Amazon ha llegado a acaparar 25 por ciento del mercado, convirtiéndose en el segundo mayor vendedor de libros para estas instituciones. Por disciplinas, los títulos de Humanidades representaron aproximadamente la mitad de todas las adquisiciones de libros del último ejercicio.

Aunque estas instituciones obtuvieron libros de cientos de proveedores, casi tres cuartas partes de las adquisiciones de libros se realizaron a través de GOBI Library Systems (46 por ciento) y Amazon (25 por ciento) en el año fiscal 2017 (para una lista completa de los 10 principales proveedores utilizados por las instituciones en esta muestra). Esto da crédito a la idea de que las bibliotecas están recurriendo cada vez más a proveedores no tradicionales para obtener sus títulos de editores académicos en lugar de hacer menos adquisiciones, o potencialmente, están haciendo ambas cosas. Los libros relacionados con Humanidades también representaron más de la mitad de las adquisiciones de libros en el año fiscal 2007, a pesar del difícil entorno de mercado que rodea a los títulos de Humanidades.

Estos hallazgos proporcionan una instantánea de los patrones de adquisición de bibliotecas entre las universidades que utilizan los Servicios de administración de WorldShare de OCLC. Si bien 180.000 registros de adquisiciones no es un número pequeño, se espera que la integración de los datos de las instituciones que utilizan Alma de Ex Libris diversifique los tipos de instituciones presentes en la muestra y permitan examinar si existen patrones de compra entre grupos de instituciones en el transcurso de varios años. También permitirá investigar más a fondo cómo los editores, los vendedores que distribuyen sus libros y las bibliotecas que los compran interactúan en un campo de juego cambiante. El informe final se publicará a finales de este otoño.

 

The Global Open Knowledgebase – GOKb : un repositorio abierto para datos de recursos electrónicos de bibliotecas universitarias

 

gokb_logo-1-300x120

GOKb – The Global Open Knowledgebase

 

Kuali OLE, un sistema de gestión de bibliotecas de código abierto de Estados Unidos, y JISC, el experto del Reino Unido en tecnologías digitales para la educación y la investigación, anuncian una colaboración que hará que los datos sobre recursos electrónicos -como la información sobre publicaciones y licencias- estén más fácilmente disponibles.

Kuali OLE y JISC desarrollarán un repositorio internacional de datos abiertos que ofrecerá a las bibliotecas universitarias una visión más amplia de los recursos suscritos.

El proyecto conocido como Global Open Knowledgebase (GOKb), está financiado en parte por una subvención de 499.000 dólares de la Fundación Andrew W. Mellon, y la  Universidad Estatal de Carolina del Norte será la institución líder del proyecto.

El GOKb será un depósito de datos internacional abierto y basado en la comunidad que proporcionará a las bibliotecas información sobre la publicación de recursos electrónicos. Esta información ayudará a las bibliotecas a prestar servicios eficientes y eficaces a sus usuarios y garantizará que las colecciones electrónicas esenciales estén a disposición de sus estudiantes e investigadores. Todos los datos proporcionados por el GOKb estrán disponibles bajo la CC0 1.0 Public Domain Dedication Waiver por lo que serán gratuitos para su reutilización por cualquier persona, para cualquier fin, sin atribución.

La misión del GOKb es resolver problemas a lo largo de la cadena de suministro proporcionando una plataforma central y abierta donde las partes interesadas puedan crear y compartir metadatos de interés para la comunidad. Dentro de GOKb, los participantes pueden trabajar en la creación de datos de alta calidad en áreas que encajan con sus habilidades y prioridades. Los datos pueden ser reutilizados por cualquier persona, para cualquier propósito. Los casos potenciales de uso incluyen proveedores de bases de conocimiento que buscan complementar sus datos, bibliotecas que construyen software de código abierto e individuos que experimentan con datos abiertos.

El servicio en la nube del Gobierno de Corea proporcionará datos para los “recursos suscritos” desde la perspectiva de la enseñanza superior. Incluirá datos tales como información sobre publicaciones, organizaciones relacionadas y modelos de licencias, y será accesible a todas las bibliotecas universitarias de EE.UU. y del Reino Unido. Los metadatos de GOKb incluyen componentes básicos como títulos, paquetes, existencias, plataformas y organizaciones. Un modelo de datos mejorado soportará los cambios a lo largo del tiempo y proporcionará transparencia con respecto a la procedencia de los datos.

Muchas de las preocupaciones de las bibliotecas en la gestión de los recursos electrónicos son las mismas en todo el mundo. De hecho, hay una serie de proyectos, como el Kuali OLE (Open library Environment) en Estados Unidos y el servicio Knowledge Base+ en el Reino Unido, que están explorando soluciones basadas en la comunidad.

Kuali OLE es una comunidad de nueve bibliotecas de investigación que trabajan juntas para construir el primer sistema de código abierto diseñado por y para bibliotecas universitarias y de investigación para la gestión de información científica.

 

 

¿Cómo podemos las bibliotecas ayudar a mejorar la experiencia de uso de los libros electrónicos?

e-library

 

En los últimos años, las ventas de libros electrónicos en el espacio del consumidor han ido disminuyendo progresivamente en los últimos 5 años, pero por el contrario el uso de libros electrónicos en las bibliotecas no deja de crecer, aunque como es lógico ya no muestra el tipo de crecimiento exponencial de los primeros tiempos. Según Overdrive, la plataforma de mayor implantación de préstamo de libros electrónicos en bibliotecas de Estados Unidos, los préstamos de libros electrónicos aumentaron durante 2017 un 14% y los audiolibros un 24%, cuantificando un total de 155 millones libros electrónicos prestados por parte de las bibliotecas, mientras que la circulación de libros impresos sigue estancada o incluso disminuye. Después de 10 años se ha logrado el acceso básico, ¿qué debería ser lo siguiente? ¿Cómo podemos las bibliotecas ayudar a mejorar la experiencia de uso de los libros electrónicos? 

 

La circulación de libros electrónicos en bibliotecas tiene un largo largo recorrido de casi 10 años. Ahora que se ha logrado el acceso básico, ¿qué debería ser lo siguiente? Aunque el acceso a los libros electrónicos ha mejorado durante esta década debido a que  muchos proveedores han adoptando APIs para mejorar la experiencia, siendo más fáciles de utilizar. Aún así hay un amplio margen para mejorar, especialmente en lo que se refiere a la forma en que las bibliotecas compran y administran sus colecciones digitales. Por ello ReadersFirst, una asociación de bibliotecas sin fines de lucro, llevó a cabo una encuesta a los bibliotecarios para conocer como podría mejorarse la experiencia de los usuarios.

En la encuesta se obtuvieron 205 respuestas procedentes de bibliotecas de Australia, Canadá y los Estados Unidos. El 88% de las respuestas procedían de bibliotecas públicas; ya que principalmente estaba más orientada a bibliotecas públicas. Las bibliotecas universitarias y escolares requerirán otra encuesta.

En cuanto a los modelos de negocio, ya sea por medio de un modelo de suscripción por paquetes o un modelo de acceso perpetuo, en el que las bibliotecas pagan un precio más alto por los préstamos ilimitados de un usuario/una copia, el mercado de libros electrónicos sigue siendo ineficiente para las bibliotecas, ya que al final la biblioteca termina comprando “préstamos” o “copias digitales” que no necesita después de un periodo una demanda puntual como ocurre con los “best seller“. Lo ideal sería que los editores establecieran modelos de negocio flexibles y que los vendedores de libros electrónicos a las bibliotecas ajustaran sus aplicaciones o interfaces web para que las bibliotecas pudieran aprovechar al máximo esa flexibilidad. Poder elegir los títulos que más nos convienen para cada una de las obras, con posibilidad de acceso medido y simultáneo para un cierto número de circulaciones, y tal vez hasta un pago por uso a gran escala.

Los resultados y comentarios sugieren abrumadoramente cuatrocuestiones:

  • Ningún modelo de negocio disponible en la actualidad es adecuado para todas las necesidades de la biblioteca.
  • Los bibliotecarios desearían poder elegir entre varias opciones de modelos de negocio en el punto de venta, sugieren la posibilidad de elegir entre métodos tradicionales, paquetes y otros modelos que permitan la elección título a título.
  • Los bibliotecarios creen que los modelos disponibles en la actualidad impiden que las personas se den cuenta de las ventajas de los contenidos electrónicos y, por lo tanto, limitan el acceso de los usuarios.
  • Si se ofreciera una variedad de modelos, los bibliotecarios probablemente gastarían tanto o más en contenido digital, ofreciendo una mayor variedad de títulos y más obras de autores menos conocidos o nuevos.

Los comentarios también sugieren que muchos bibliotecarios creen que los precios, especialmente para el modelo tradicional (periodo de alquiler ilimitado, un usuario a la vez por título), son lo suficientemente caros como para hacer que algunos títulos no sean atractivos para adquirir y que esto limite su circulación. Una mayor variedad de modelos también podrían servir para abordar este problema, al tiempo que ofrecen un valor razonable a los editores. Los encuestados también sugieren que sería de gran interés disponer de un precio escalonado (un precio por copia, un precio más bajo por copia para 5 usuarios, y un costo más bajo por unidad para un modelo de acceso para 10 copias.

El 94% de los que respondieron dijeron que sería muy beneficioso disponer de múltiples tipos de licencia. Al 82% le gustaría que el modelo tradicional fuera una opción. Sólo el 39% considera adecuado el modelo actual limitado por el número de circulación y / o período de arrendamiento. Si se les pregunta, si preferirían un contrato limitado por el número de circulaciones (digamos, 26 como establece Harper Colins) en lugar de estar limitado por un período de tiempo como 1 año. Esta opción es vista mucho más adecuada por el 65% de los bibliotecarios, si algunos títulos se pudieran cambiar a acceso perpetuo después de un período de tiempo.

Al 83% no le parece adecuado el modelo de acceso de un sólo usuarios para los libros más vendidos, ya que impide la conservación a largo plazo de los títulos. Al 68% le gustaría ver algún tipo de modelo de suscripción, en el que se pudiera adquirir un cierto número de usos para una serie de títulos, especialmente si los bibliotecarios pudieran optar por “agrupar” a ciertos autores. Citando un comentario: “Queremos un modelo en el que un título esté disponible en varios modelos (a varios niveles de precio) de tal manera que podamos… comprar una versión perpetua de un libro bajo el modelo 1 libro por usuario, de modo que la colección pueda mantenerse, pero que también podamos comprar una versión a perpetuidad., de modo que cuando la demanda decrezca, se pueda seguir proporcionando el título”.

El pago por uso, aunque ofrece la ventaja de un acceso simultáneo a los títulos, no fue tan valorado como algunos podrían sospechar. Sólo el 42% se pronunció a favor, mientras que el 44% se pronunció en contra. Sin embargo, esta respuesta debe considerarse a la luz de los presupuestos disponibles: como dejan claro los comentarios, los bibliotecarios desconfían de este modelo porque cuanto es más exitoso, es demasiado prohibitivo para el presupuesto medio de cualquier biblioteca, y al final obliga a limitar el número de usos. Cuando se les pidió que clasificaran siete modelos, la respuesta fue poner el pago por uso en la parte inferior. Los modelos se clasificaron preferentemente de la siguiente manera siendo las mejores puntuaciones las más bajas:

1. Uso simultáneo — es decir, comprar 26 usos, y que pueda ser usado por varios usuarios a la vez: 390 puntos.

2. Licencia variable (cambiar un modelo de licencia después de 6, 12 o 18 meses. Por ejemplo, si se elijo un título en el modelo de 26 circulaciones por licencia y funciona bien; tener la opción de renovar algunas o todas las copias como One-copy/One-user)- 453 puntos

3. Tradicional (a perpetuidad, un usuario a la vez, 455 puntos

4. Uso medido y secuencial (al comprar 26 usos de un título, estarían disponibles para un usuario a la vez)-puntuación 496

5. Suscripción (una suma global ya sea por año o por mes, comprando un número definido de circulaciones) – Puntaje 658

6. Pago por uso se paga una cantidad determinada por cada uso, pudiendo ser prestado por varios usuarios a la vez, 710

7. Pago por uso con precio variable (el pago por cada copia se realiza a un precio acordado diferente, dependiendo de la demanda del título): puntuación de 800

La capacidad de  uso simultáneo obtiene un fuerte apoyo, como sugiere el modelo que ocupa el primer lugar en la lista anterior. Muchos comentarios lo mencionaron como un modelo deseable. Tal vez no exista un modelo perfecto, pero si se requiere uno que ofreciera flexibilidad en los términos del arrendamiento, pero que proporciones un mayor control sobre el presupuesto que el de pago por uso, parece acercarse más que otro al modelo ideal.

Un 80% de los que contestaron está de acuerdo en que “la implementación de nuevos modelos de negocio permitirá que la biblioteca facilite el máximo número de títulos a nuevos públicos” y “un 74% está de acuerdo en que “la implementación de nuevos modelos permitirá que la biblioteca adquiera más autores nuevos a la vez que mantiene la compra de autores más conocidos”.

Si las bibliotecas pudieran hacer un mejor uso de sus presupuestos dedicados a la compra de materiales podrían ofrecer más a sus lectores, beneficiándose editores y bibliotecas por igual, ya que se descubrirían más autores, se leerían más libros y (probablemente) al final se venderían más libros en todos los formatos. Fundamentalmente se trataría de establecer un equilibrio entre un modelo que fuera justo para los editores y autores, pero que también mejorara la experiencia de uso de los libros en las bibliotecas por parte de las personas. Para ello habrá que experimentar con una variedad de opciones, que aseguren que los editores y los autores reciban una remuneración justa, al tiempo que se ofrezca a las bibliotecas la mejor oportunidad de invertir sus limitados para obtener el mejor rendimiento en favor de  los usuarios.