Archivo de la etiqueta: Europa

Barómetro digital Gov´2018. La digitalización de los servicios públicos vista por los ciudadanos europeos

 

digitalgov2018_hp_en

Digital Gov´2018 Barometer. Public Services Digitalization as seen by the European Citizens”. Sopra Consulting e IPSOS, 2018

Texto completo

Infografía

Los resultados del barómetro muestran expectativas reales en cuanto a la transformación digital de los servicios públicos, ya que el 67% de los franceses considera  prioritario el desarrollo digital. Esta conclusión se comparte en toda Europa, especialmente en España (88%), Noruega (87%), Gran Bretaña (76%) y Alemania (73%).

La encuesta intenta comprender la forma en que los ciudadanos ven actualmente el progreso de la transformación y esbozar sus expectativas clave, ya sea en términos de qué servicios priorizar o cómo utilizarlos.

Las formas de comunicación y consumo han cambiado drásticamente a lo largo de la última década. Los franceses están ahora gestionando sus cuentas bancarias y comprando en sus smartphones, una práctica que les gustaría ver aplicada también a los servicios administrativos, con un 85% de ellos diciendo que están listos para llevar a cabo todas sus interacciones con el Estado en línea, incluso si eso significara un cambio significativo en su comportamiento actual.

Este deseo de cambio es compartido por casi todos los franceses, incluidos tanto los hombres (87%) como las mujeres (83%), las generaciones más jóvenes (85% de los menores de 35 años) y los mayores (83% de los mayores de 60 años).

Las entidades públicas han sido capaces de mantener el ritmo de los cambios en los comportamientos individuales mediante la aceleración de sus procesos de transformación. Estos esfuerzos son reconocidos por el 72% de los ciudadanos que creen que el desarrollo de los servicios públicos digitales ha avanzado en 2018 (frente al 66% en 2017).

En cuanto a los servicios, la encuesta revela una dicotomía entre las expectativas de los ciudadanos y los servicios que más han progresado. Entre los que se consideran prioritarios, los franceses consideran que la salud es la más importante (36%), seguida por el empleo (36%) y el Estado civil (34%). En cuanto a otras prioridades, la policía y la justicia se sitúan en el 29%, los impuestos en el 19% y la seguridad social en el 18%. Si bien los franceses consideran prioritaria la digitalización de estos servicios, todavía no se ha realizado. De hecho, sólo el 49% de los encuestados considera avanzada la digitalización de los servicios sanitarios. Esto concuerda con una conclusión similar para el estado de digitalización del empleo, en el que sólo el 51% de los ciudadanos considera que su transformación está más avanzada.

Ocho rutas hacia el cumplimiento del Plan S para aumentar y acelerar drásticamente la transición hacia el pleno acceso abierto

 

eight-routes-towards-plan-s-compliance5

AMPLIAR IMAGEN 

Ver original

Plan S, es la iniciativa de un grupo de instituciones de financiación de la investigación europeas para aumentar y acelerar drásticamente la transición hacia el pleno acceso abierto. Aquí Bosman y Kramer presentan y analizan ocho posibles rutas hacia el cumplimiento. Para cada una de estas rutas, el sistema muestra ejemplos, evaluaciones de los efectos sobre las distintas partes interesadas y sobre el coste global, y también si la ruta se ajusta a los cambios previstos en el sistema de evaluación.

La tabla discute estas ocho posibles rutas:

  1. Usar revistas de la ruta dorada / plataformas existentes o nuevas basadas en Cargos por Procesamiento de Artículos (APCs).
  2. Usar revistas/plataformas de la ruta dorada existentes o nuevas que no estén basadas en APCs (también conocidas como ruta diamante).
  3. Cambio de revistas a un modelo de la ruta dorada basado en APC, por parte de los editores o por parte de los editores.
  4. Revistas’Soft-flipping’ de la ruta dorada de APC (dejando intacta la suscripción/híbrido): esto significa crear una revista hermana de OA completa basada en los APCs con el mismo alcance, editores, políticas, etc…
  5. Cambio de revistas de la ruta dorada (diamante) no basado en APC, por editores o editores.
  6. Archivar la versión del editor, al momento de la publicación, con los derechos de autor retenidos y una licencia abierta.
  7. Archivar el manuscrito del autor aceptado, una vez publicado, con los derechos de autor retenidos y una licencia abierta.
  8. Compartir las preprints (primera versión no revisada) y utilizar revistas superpuestas para la revisión por pares.

 

 

 

‘Plan S’: proyecto europeo para que en 2020 la investigación financiada mediante subvenciones públicas en Europa se publique en abierto

coalitions_visual

“Plan S”. Accelerating the transition to full and immediate Open Access to scientific publications.

Texto completo

PDF

Más post sobre Acceso Abierto

 

El “Plan S” es una iniciativa de publicación científica de acceso abierto lanzada por Science Europe el 4 de septiembre de 2018, se trata de una iniciativa de “cOAlition S“, un consorcio creado por el Consejo Europeo de Investigación y las principales agencias nacionales de investigación y financiadores de doce países europeos. El plan requiere que los científicos e investigadores que se benefician de las organizaciones e instituciones de investigación financiadas por el Estado publiquen su trabajo en repositorios abiertos o en revistas que estén disponibles para todos para el año 2020.

El plan está estructurado en torno a diez principios. El principio clave establece es que para 2020 la investigación financiada mediante subvenciones públicas debe publicarse en revistas o plataformas de acceso abierto.

Los diez principios son:

  1. Los autores deben conservar los derechos de autor de sus publicaciones, que deben publicarse bajo una licencia abierta como Creative Commons;
  2. Los miembros de la coalición deben establecer criterios y requisitos sólidos para las revistas y plataformas de acceso abierto que cumplan con los requisitos;
  3. También deberían ofrecer incentivos para la creación de revistas y plataformas de acceso abierto compatibles, si aún no existen;
  4. Las tasas de publicación deben ser sufragadas por los financiadores o las universidades, no por investigadores individuales;
  5. Dichas tasas de publicación deben ser estandarizadas y limitadas;
  6. Las universidades, las organizaciones de investigación y las bibliotecas deben alinear sus políticas y estrategias;
  7. Para los libros y monografías, el plazo podrá ampliarse más allá de 2020;
  8. Los archivos y repositorios abiertos deben ser reconocidos por su importancia;
  9. Las revistas híbridas de acceso abierto no cumplen con el principio clave;
  10. Los miembros de la coalición deben supervisar y sancionar el cumplimiento de este Plan

 

“Plan S” está teniendo la oposición de varios editores de revistas bajo suscripción.  Por ejemplo, Springer Nature ha instado a los organismos de financiación de la investigación a alinearse en lugar de actuar en pequeños grupos de manera incompatible entre sí, y a los responsables políticos a tener también en cuenta esta visión global, añadiendo que la eliminación de las opciones de publicación de los investigadores no tienen en cuenta este aspecto y puede socavar todo el sistema de publicación de la investigación La AAAS, editora de la revista Science, argumentó que el Plan S “no apoya la revisión por pares de alta calidad, la publicación y la difusión de investigaciones, y que su implementación interrumpiría las comunicaciones académicas, perjudicaría a los investigadores e incidiría negativamente en la libertad académica y también sería insostenible para los editores de revistas científicas.

En la actualidad, sólo alrededor del 15% de los artículos se publicaron inmediatamente en acceso abierto. Más de un tercio de las revistas todavía publican artículos en revistas de pago, y por lo general permiten la publicación en línea de versiones gratuitas sólo después de un embargo de al menos seis meses. Algo menos de la mitad utiliza un modelo híbrido, en el que el autor paga al editor por ciertos servicios.

Ver además

Hacia un mercado competitivo y sostenible del Acceso Abierto en Europa

Europa anuncia que todos los documentos científicos deben estar libres para el año 2020

Madurez de Datos Abiertos en Europa 2017 (Open Data) : datos abiertos para una economía de datos europea

Política de ciencia abierta y datos abiertos en Europa

El impulso europeo hacia el acceso abierto se intensifica a medida que se extienden los conflictos entre bibliotecas y editoriales

La tasa de crecimiento de los artículo de acceso abierto será el doble que la del resto de toda la investigación publicada

Programa H2020: directrices sobre el acceso abierto a las publicaciones científicas y a los datos de investigación en Horizonte 2020

 

Uso de Internet en España y la Unión Europea

 

1030725029

 Uso de Internet en España y la Unión Europea. Fundación BBVA, 2018

Texto completo

 

La brecha digital entre España y la UE‐28 en el porcentaje de personas que usan Internet ha desaparecido y la desigualdad entre autonomías se reduce a la tercera parte desde 2008. Aunque aún así el 43,7% de los hogares que no utiliza Internet lo hace por falta de conocimientos, el 30,5% porque los equipos son caros y el 29,9% por el elevado coste de conexión.  

El porcentaje de personas que utiliza Internet en la Unión Europea (UE) doblaba hace 15 años al de España, pero esta brecha digital ha desaparecido, ya que en 2017 el 85% de los ciudadanos españoles es usuario de Internet, un punto más que la UE-28. Además, las diferencias entre las regiones españolas se han reducido a la tercera parte desde 2008 y se pueden explicar, en parte, por la composición de la población por grupos de edad y el nivel de estudios de los ciudadanos. El 16,6% de las viviendas españolas no tiene acceso a Internet, de las cuales un 43,7% no lo tiene por falta de conocimientos y un 29,9% por el elevado coste de conexión. Por lo tanto, para reducir aún más la brecha tecnológica regional es aconsejable adoptar medidas que aumenten el nivel educativo de la población y abaraten el acceso.

El principal factor que determina el uso de Internet es vivir en una vivienda que tenga acceso a la red, siendo el porcentaje de personas que utilizan Internet (85%) muy similar al de hogares con acceso (83,4%). Las causas que explican que el 16,6% restante de viviendas no tenga acceso a la red son: no necesitarlo por falta de interés o por no considerarlo útil (el 67,7% responde por este motivo), pocos conocimientos para utilizarlo (43,7%), coste del equipo demasiado caro (30,5%), coste de conexión elevado (29,9%), disponer de acceso en otro lugar (el 13,5%), por razones de seguridad o privacidad (7,5%), no estar disponible la banda ancha (4,2%), o por otros motivos (15,8%).

Esta información revela el elevado y preocupante porcentaje de hogares que no tiene acceso a Internet por motivos económicos (excesivo coste del equipo y/o de conexión) y educativos (falta de conocimientos). Madrid y Cataluña son las comunidades autónomas con los mayores porcentajes de hogares que no disponen de Internet por motivos económicos, mientras que La Rioja, País Vasco y Asturias se sitúan en el extremo opuesto del ranking. Por su parte, en Illes Balears, Galicia y Cataluña, más del 50% de los hogares sin acceso a Internet consideran que es debido a que tienen pocos conocimientos para utilizarlo, mientras que en el País Vasco y La Rioja este porcentaje es inferior al 35%.

Aunque la disponibilidad de banda ancha en la zona de residencia es un motivo que solo explica el 4,2% de los hogares sin acceso a Internet, se trata de la variable donde más diferencias existen entre regiones. En concreto, se aprecia un rango de variación de 8,7 pp entre el valor máximo de Galicia (con un 8,7% de hogares sin Internet por falta de banda ancha) y el mínimo (0%) de Murcia e Illes Balears. Junto a Galicia, en Canarias y Castilla-León el porcentaje también supera el 8%.

Dado que un elevado porcentaje de los hogares que no utiliza Internet es por falta de conocimientos y por el elevado coste de conexión, para reducir aún más la brecha tecnológica regional es conveniente implementar medidas que incrementen el nivel educativo de la población y faciliten económicamente el acceso, máxime teniendo en cuenta que el precio de Internet en España se sitúa por encima de la media europea.

Barómetro europeo del libro electrónico. Informe sobre las ventas de libros electrónicos en Alemania, Italia, Países Bajos y España 2018.

 

european-ebook-barometer-logo-ftw-300x300

European e-book barometer. a report on e-book sales in Germany, Italy, The Netherlands and Spain 2018. Rüdiger Wischenbart, 2018

Texto completo

 

European e-book barometer ofrece un mapa intuitivo y fácil de comprender del mercado de libros electrónicos, basado en datos de ventas, precios e información de tendencias basada en gráficos a editores, minoristas, autores o cualquier persona interesada en libros digitales de consumo. Con un conjunto único de datos de ventas, el barómetro analiza cuatro de los principales mercados europeos de libros electrónicos. Las tendencias de ventas y los hábitos de consumo pueden ser comparados en una forma más amplia a través de perspectivas innovadoras que muestran un comportamiento específico y diferente al resto del mercados de entretenimiento.

El objetivo estratégico de esta cooperación única es producir una visión más detallada y fiable de los mercados de contenidos digitales, cada vez más complejos y competitivos. El Barómetro ha sido lanzado y patrocinado por Bookwire, CB, la International Publishing Distribution Association, IPDA y Libranda. Agrega los datos proporcionados por los siguientes distribuidores de libros electrónicos: Bookwire (Alemania y España), CB (antes Centraal Boekhuis, Holanda), edigita (Italia) y Readbox (Alemania). Investigado y producido por Rüdiger Wischenbart Content and Consulting editor del Informe mundial sobre los libros electrónicos.

710-average-prices-barometer-ftw-710x439

Evolución de los precios medios del libro electrónico por país 2016-2018

 

Los consumidores hacen que los libros electrónicos lleguen a su punto máximo de ventas dos veces al año: Al comprar la lectura de verano en julio, y cuando adquieren lecturas para las vacaciones de fin de año. Los resultados de todo el año indican una base sólida en el mercado digital en los cuatro países estudiados, aunque con una ligera calma entre febrero y marzo. Estos patrones pueden ser utilizados para desarrollar estrategias de promoción más precisas para la lectura digital.

En los cuatro mercados la curva de tendencia de los ingresos generados (“valor”) y de las unidades vendidas (“volumen”) está notablemente sincronizada. En lo referente a precios el “barómetro” encuentra que mientras que la mayoría de los libros electrónicos son adquiridos por los consumidores por menos de 10 euros, hay un punto de precios en los que el lector paga más 13 euros en títulos de alta calidad de editores establecidos.

Los cuatro mercados estudiados en el Barómetro muestran enormes diferencias en los precios preferidos por los consumidores para los libros electrónicos. En Alemania e Italia, predomina una drástica división entre la literatura a muy bajo precio (en su mayoría autoeditada) y un segundo pico en torno a los niveles de precios del libro en rústica. En los Países Bajos, los consumidores aceptan más fácilmente las ofertas de precios elevados. En España, los libros electrónicos deben tener un precio más bajo que en cualquier otro lugar. Por lo que a partir de estos datos, los editores pueden optimizar su estrategia de precios. Las muchas ventas de libros a precios bajos pueden ser rentables, así como las ventas de bajo volumen a precios más altos. Sin embargo, una buena estrategia global y el ajuste deben ser correctos. Una cuidadosa comparación directa entre Alemania, Italia, los Países Bajos y España permite identificar los precios óptimos ideales -por ejemplo, entre 5 y 10 euros- que parecen tener un sentido comercial en general.

 

710-country-comparison-barometer-ftw-710x510

Análisis comparado de ventas e ingreso en los cuatro mercados

 

Además, la comparación entre valor y volumen (ingresos vs. unidades vendidas) indica que en España y sus mercados de exportación de América, los precios por los que el consumidor esta dispuesto a pagar por un libro electrónico están entre los 5 y 9 euros. Un análisis más cuidadoso revela, sin embargo, que los lectores holandeses y también los alemanes están dispuestos a pagar entre 11 y 12 euros por un libro de calidad.

En cuanto a géneros literatios, la novela representa hasta la mitad de todas las ventas de libros electrónicos. En general, los best-sellers y los thrillers tienen una buena aceptación en el mercado digital de lengua no inglesa. Otro sector en auge en el formato digital es el de los libros de ciencia ficción y fantasía. Lo que pone de manifiesto que en los mercados digitales, es mejor vender muy específicamente, por género, a una audiencia específica y a un precio adecuado.

Tres cuestiones prevalecen en la mayoría de los informes de libros electrónicos: La parte de los ingresos por venta del libro electrónico, comparada con todas las ventas comerciales, y el precio medio de un libro electrónico. Irónicamente, los datos sugieren que los libros electrónicos son más caros en España y más asequibles en los Países Bajos.

En conclusión, el Barómetro del libro electrónico europeo es producto que permite adaptar adecuadamente la producción a las características del mercado de libros electrónicos. Teniendo en cuenta los siguientes aspectos:

  • Los libros electrónicos se dirigen a grupos de consumidores muy específicos, por su género de lectura preferido, precios únicos, y con dos puntos de venta algidos a lo largo del año: verano y navidades
  • Por lo tanto, las estrategias de comercialización y fijación de precios de los libros electrónicos deben basarse en un conocimiento específico de esos distintos públicos;
  • Sólo una clara comprensión de los segmentos y de las preferencias de los consumidores basada en datos, que proporciona el European e-book barometer, facilita el éxito en las ventas e ingresos a los editores y autores;
  • La perspectiva internacional permite aprender lecciones para mejorar los resultados y limitar los riesgos derivados de los experimentos de innovación y comercialización.

 

 

Europa aprueba el IVA flexible para los libros electrónicos

1530867460_992526_1530868808_noticia_normal

Reduced VAT rates for electronic books, newspapers and periodicals

Los ministros de finanzas de la UE llegaron a un acuerdo el martes (2 de octubre) para permitir que los estados miembros puedan aplicar tasas de IVA reducidas o incluso eliminar los impuestos en libros electrónicos y prensa digital. En España, por ejemplo, la tasa de IVA del libro electrónico es actualmente del 21%, mientras que los libros impresos tienen una tasa de IVA del 4%.

 

La Unión Europea ha votado a favor de permitir que los 28 Estados miembros apliquen tipos más bajos del impuesto sobre el valor añadido (IVA) a las publicaciones electrónicas, incluidos los libros electrónicos y los audiolibros descargables. La sentencia, aprobada por el Consejo de Asuntos Económicos y Financieros de la UE y propuesta hace 18 meses, es la culminación de un largo proceso de intento de introducir tipos impositivos competitivos para los libros electrónicos.

Hasta ahora, los libros electrónicos han estado sujetos a las tasas de IVA más altas aplicadas a los programas informáticos (21%), en lugar de las tasas de IVA privilegiadas más bajas permitidas para libros impresos (4%) según la legislación de la UE. El nuevo acuerdo permite, pero no obliga, a los estados miembros reducir las tasas de IVA en los libros electrónicos para equipararlas a la de los libros impresos. Se considera una medida temporal hasta que se tome una decisión más amplia para revisar las regulaciones generales del IVA que cubren el material con copyright digital y electrónico. 

cOAlition S (Plan S): la coalicion de organizaciones europeas de financiación de la investigación anuncia el compromiso de hacer que el acceso abierto a las publicaciones de investigación sea una realidad para 2020

coalitions_visual

Ver anuncio

El 4 de septiembre de 2018, 11 organizaciones nacionales de financiación de la investigación, con el apoyo de la Comisión Europea, incluido el Consejo Europeo de Investigación (CEI), anunciaron el lanzamiento del Plan S, una iniciativa para hacer realidad el acceso abierto total e inmediato a las publicaciones de investigación.

El Plan S señala el compromiso de aplicar, antes del 1 de enero de 2020, las medidas necesarias para cumplir su principio fundamental: “Para 2020, las publicaciones científicas resultado de investigaciones financiadas por subvenciones públicas proporcionadas por consejos de investigación y organismos de financiación nacionales y europeos participantes. seran publicadas en revistas de acceso abierto  o en plataformas de acceso abierto que cumplan con las especificaciones afecuadas “.

Las 11 organizaciones nacionales de financiación de la investigación que forman la campaña S acordaron implementar los 10 principios del Plan S de forma coordinada, junto con la Comisión Europea, incluido el CEI. Se invita a otros patrocinadores de investigación de todo el mundo, tanto públicos como privados, a unirse a la acción S.