Archivo de la etiqueta: Bibliotecas

Las biblioteca apoyan la creación de empresas y la prosperidad económica de sus comunidades

Libraries Build Business Initiative Highlights report, Chicago. ALA, 2022

Texto completo

Libraries Build Business (LBB) es una iniciativa nacional de la Asociación Americana de Bibliotecas (ALA), apoyada por Google.org, cuyo objetivo es crear capacidad en las bibliotecas que ofrecen programas o servicios a los empresarios locales y a la comunidad de pequeñas empresas, dando prioridad a los empresarios de bajos ingresos y poco representados.

American Library Association ha publicado un nuevo informe que muestra el impacto de la iniciativa Libraries Build Business en las pequeñas empresas y los emprendedores de todo el país, así como en la profesión bibliotecaria. Libraries Build Business, una iniciativa nacional de 2 millones de dólares apoyada por Google.org, se puso en marcha a principios de 2020 y culminó con la publicación del Libraries Build Business Playbook en febrero de 2022. Los conocimientos, las lecciones y los resultados de esta iniciativa pueden aprovecharse para lograr un mayor impacto en las oportunidades económicas y el progreso en las comunidades de todo Estados Unidos.

«Casi 15.000 aspirantes a empresarios y empresarios existentes asistieron a programas y eventos ofrecidos por alguna de las bibliotecas públicas, en diversas comunidades urbanas, suburbanas, y rurales. A pesar de haberse puesto en marcha en medio de la pandemia del COVID-19, las bibliotecas ofrecieron una programación receptiva e inclusiva para hacer avanzar a las pequeñas empresas y a los empresarios», dijo la directora del proyecto, Megan Janicki. «La iniciativa Libraries Build Business fue una oportunidad para construir modelos y prácticas prometedoras para ampliar en las bibliotecas de todo el país».

El informe Libraries Build Business Initiative Highlights demuestra el papel fundamental que desempeñan las bibliotecas en el ecosistema de las pequeñas empresas y los emprendedores, a la vez que ofrece ejemplos concretos del impacto en comunidades urbanas, suburbanas, y rurales de todo el país. Debido a su alcance, información y recursos, y a su colaboración estratégica y flexible, las bibliotecas están en una posición única para ser socios, líderes y conectores en las economías locales prósperas.

En el condado de Gwinnett (GA), la biblioteca apoyó a los aspirantes a empresarios y a los que ya lo eran, mientras navegaban por el panorama empresarial con la Incubadora Empresarial New Start (NSEI): ofreciendo servicios integrales, clases mensuales y mentores empresariales. Gracias a las asociaciones, la biblioteca también pudo acoger a posibles financiadores para que hablaran con los empresarios y les dieran su opinión. En Ferguson, Missouri, la biblioteca apoyó a los microempresarios con recursos de desarrollo empresarial, espacio para reuniones, ordenadores y equipos, y apoyo de información de referencia. Un empresario local necesitaba ayuda en marketing, redes sociales y conocimientos básicos de informática; la biblioteca le puso en contacto con SCORE y le ayudó a crear una página de Facebook. A partir de ahí, su negocio de salsa de barbacoa despegó rápidamente y ahora está disponible en las tiendas de comestibles de todo el estado. Estos ejemplos ilustran el impacto de las bibliotecas de todo el país en las comunidades de pequeñas empresas locales.

Campamento de verano Maker: Biblioteca Charles H. Stone Memorial

Kraft, Caleb. «Maker Camp: Charles H. Stone Memorial Library – Make»: Make: DIY Projects and Ideas for Makers, 7 de septiembre de 2022,

Texto completo

La Biblioteca Charles H. Stone Memorial es una pequeña sucursal de la biblioteca rural que ha ofrecido actividades para creadores durante muchos años. El verano pasado, la biblioteca creó un pequeño espacio para creadores (makerspace) con una impresora 3D, un ordenador, una botonera, una máquina de coser y material de manualidades. Tuvo tan buena acogida en la comunidad que este verano se han añadido nuevos componentes y ampliando las actividades centradas en la tecnología.

Con el patrocinio de una empresa local, se hicieron faroles con circuitos de papel y vídeos en stop motion sobre el ciclo del agua. Otros proyectos de ingeniería STEM incluyeron la construcción de barcos para probar su flotabilidad y el diseño de velas para cascos de barcos impresos en 3D. También se crearon muchos proyectos de baja tecnología, como marionetas de piratas, llaveros de conchas, móviles de medusas y pinturas de plantillas de tortugas marinas.

Algunos de las actividades para los próximos meses incluyen el uso de Makey Makey para crear mansiones encantadas y la construcción de árboles de Navidad LED. Además, se aprobó una subvención de la biblioteca estatal para diseñar kits de creación que se compartirán en las 13 sucursales de la biblioteca de la región; con ello, la biblioteca está comprando artículos para los kits de creación y formando al personal para difundir la mentalidad de los creadores en todas comunidades.

La biblioteca local, lo más parecido a mi sueño que existe actualmente

Tait, Amelia. «Our Public Realm Is Being Lost to Private Avarice». New Statesman, 7 de septiembre de 2022

Texto completo

Los espacios públicos se están perdiendo progresivamente. Y en nuestras ciudades y pueblos cada vez es más importante disponer de un espacio de libre acceso donde trabajar, descansar y orinar, ¿es mucho pedir?

Si tuviera mil millones de libras, abriría un edificio en cada calle principal británica que se llamara simplemente «Space» 8españcio). En su interior habría cómodos sofás, muchos aseos, un grifo para llenar la botella de agua, wifi gratuito, un ejército de enchufes y mesas y sillas. Podrías ir allí a atarte los zapatos y dejar las pesadas bolsas de la compra. Podrías cambiar el pañal de tu bebé y limpiarle la cara. Podrías ir con tu fiambrera para evitar comer en tu mesa. Podrías cargar tu teléfono mientras averiguas una dirección o esperas a tus amigos. Podrías ir al baño sin tener que comprar un flapjack o un zumo de naranja: en «Space» no tienes que gastar nada de dinero.

Fantaseo con Space cada vez que salgo de casa. Como autónomo que va de cafetería en cafetería, a menudo anhelo un lugar en el que pueda estar, simplemente en público sin que se espere que gaste mi dinero. Paso mucho tiempo en mi biblioteca local, lo más parecido a mi sueño que existe actualmente, pero tengo suerte de tener una. Casi 800 bibliotecas cerraron en el Reino Unido entre 2010 y 2019, y solo en 2020 la financiación se redujo en 20 millones de libras.

En julio, el centro comunitario de mi localidad cerró -no hay premios por adivinar el motivo-. Un bloque de pisos se asentará ahora donde antes había una cafetería con tazas de té a 1 libra y bollos a 50 peniques. En el vestíbulo del edificio (pintado con aerosol con vibrantes caricaturas de grafiteros locales) había clases de cocina y baile para niños, clases de entrenamiento para dueños de perros y sesiones de yoga para cualquiera que le apeteciera. También había un banco de alimentos y, para los adolescentes, un campo de fútbol de hierba artificial y rampas de patinaje (ahora desmanteladas).

Desde 2020, el New Statesman ha hecho una crónica del declive del espacio público en su serie «Britain’s Lost Spaces». Las estadísticas son deprimentes, pero desgraciadamente ya no son impactantes. En la última década, la financiación de los parques de Inglaterra se ha reducido en términos reales en 330 millones de libras al año. Casi 700 aseos municipales cerraron entre 2010 y 2019, y la Royal Society for Public Health descubrió que el 56% de nosotros practicamos la «deshidratación deliberada» como resultado. Los ayuntamientos venden más de 4.000 edificios públicos cada año.

Por mucho que me atraiga la idea, Space no es la solución: ya hemos visto lo que ocurre cuando los multimillonarios compran nuestros edificios. En 2019, la empresa de coworking WeWork era el mayor inquilino privado de Londres; ese año, su cofundador Adam Neumann se vio obligado a dimitir tras una serie de polémicas (ahora, naturalmente, objeto de una dramatización televisiva, WeCrashed). El valor de la empresa cayó en picado, pasando de 47.000 millones de dólares a 10.000 millones, y los caseros londinenses temieron que no se les pagara el alquiler. WeWork sobrevivió, pero el asunto puso de manifiesto las tácticas de muchas start-ups modernas, que prometen lo bueno de la disrupción pero nos dejan lo malo. En 2020, un ayuntamiento de Surrey aceptó renunciar a millones de libras de pagos de alquiler que debía WeWork a causa de la pandemia, sin tener en cuenta que el propio ayuntamiento se enfrentaba a costes sin precedentes.

Incluso sin escándalos, ¿es WeWork realmente lo que queremos? La empresa vende a sus clientes una forma privatizada y desinfectada de «comunidad», o como dijo Neumann en una ocasión, una «red social física». Entre los elegantes muebles y las brillantes luces de estos edificios se encuentran las mismas clases de yoga y las rampas de monopatín que ofrece mi centro local, pero una membresía de acceso total a WeWork cuesta 358,80 libras al mes.

Espacios creativos = makerspaces / Historias de vida = storytelling en bibliotecas

Espacios creativos = makerspaces / Historias de vida = storytelling
Asociación Bibliotecarios de Córdoba ABC

Ver

Makerspaces y bibliotecas Charla: Espacios creativos = makerspaces / Historias de vida = storytelling. 65 Aniversario de la Asociación de Bibliotecarios de Córdoba (Argentina) Fecha: Miércoles 14 de septiembre de 2022 Horario: 18:00 hs. de Argentina

Si una palabra define acertadamente el mundo de la información, esa es cambio. Las bibliotecas, como parte del ecosistema informativo, están asistiendo a un proceso acelerado de transformación de muchos de los valores y conceptos que han definido a lo largo de la historia qué es una biblioteca, lo que está impactando directamente en lo que hacemos y en cómo lo hacemos. En el momento actual, cuando la mayor parte de la información es accesible a través de redes y la biblioteca está empezando a perder la exclusiva de ser uno de los más importantes proveedores de información de sus comunidades, la principal estrategia de la biblioteca del siglo xxi es proveer de aquello que no puede proporcionar internet; convertirse en un lugar de encuentro para aprender, compartir experiencias y socializarse. De este modo, las bibliotecas más innovadoras sin renunciar a su esencia, están reimaginando sus espacios para ser convocantes de sus comunidades. ¡El movimiento fabricante está en marcha!

La política fiscal del cannabis y la financiación de las bibliotecas: libro blanco del EveryLibrary Institute

«Cannabis Tax Policy and Libraries: A New Whitepaper From EveryLibrary Institute». Cannabis News World, 7 de septiembre de 2022,

Texto completo

En su serie continua de libros blancos, el EveryLibrary Institute ha creado el libro blanco «Cannabis Tax Policy and Libraries» (julio de 2022) para ayudar a informar a los líderes de las bibliotecas y a las partes interesadas en las políticas públicas sobre el papel que los ingresos del cannabis recreativo deberían tener en el apoyo a las bibliotecas públicas como instituciones de anclaje comunitario.

Durante décadas, la legalización del cannabis parecía inalcanzable porque la sustancia se consideraba ilícita y tabú, pero la opinión pública ha cambiado. En la actualidad, los estadounidenses apoyan de forma abrumadora la legalización y la mayoría de ellos apoyan tanto la venta medicinal como la recreativa. A medida que el cannabis se ha ido legalizando para el consumo de los adultos, los gobiernos estatales y los municipios han obtenido grandes cantidades de ingresos fiscales.

El documento «Cannabis Tax Policy and Libraries» del EveryLibrary Institute explora y anima a los líderes de las bibliotecas a considerar cómo los ingresos de los impuestos sobre el cannabis pueden ser utilizados para programas, colecciones, servicios y otras prioridades en los estados con ventas recreativas actuales y proporciona recomendaciones en los estados que están considerando la venta recreativa también.

Las bibliotecas públicas de Estados Unidos suelen financiarse a través de los impuestos sobre la propiedad y están estructuradas de una de estas tres maneras. Las bibliotecas son un departamento del gobierno municipal (con o sin una línea de ingresos específica), son corporaciones sin ánimo de lucro que trabajan bajo contrato con un municipio, o son un distrito o jurisdicción independiente con la facultad de recaudar impuestos, generalmente sobre la propiedad. Los impuestos sobre el cannabis son una enorme fuente de financiación de la que las bibliotecas no deberían quedar al margen.

El cannabis recreativo se grava con una tasa significativamente más alta que el cannabis medicinal. Las bibliotecas de los estados en los que el cannabis recreativo está vigente deberían trabajar activamente con las legislaturas estatales para asignar fondos procedentes de los ingresos fiscales. En los estados que aún no han legalizado el cannabis recreativo, las bibliotecas tienen la oportunidad de anticiparse e influir en la futura asignación de los ingresos fiscales.

Libros acribillados a balazos provocan el cierre de una biblioteca en Montana

«Library Sees Resignations Following Bullet-Riddled Books». Flathead Beacon, 29 de agosto de 2022

Ver completo

Todas las sucursales del sistema de bibliotecas del condado cerraron el miércoles después de que se entregaran libros dañados por armas de fuego en la sucursal de Kalispell; las fuerzas del orden determinaron que no había ninguna amenaza para el personal o los usuarios. Las sospechas del personal de la biblioteca se ciernen en torno a las controversias recientes sobre los libros con temas LGBTQ,

El 3 de agosto, el personal de la biblioteca de Kalispell encontró cinco libros dejados en el buzón nocturno que parecían haber sido disparados con un arma de fuego. La directora de la biblioteca de ImagineIF, Ashley Cummins, estaba a punto de embarcar en un avión de vuelta a Kalispell el 3 de agosto cuando recibió una llamada del personal de la biblioteca informándole de que cinco libros parecían haber sido disparados con un arma de fuego.

«Al no saber nada más sobre la situación, tomé la decisión de cerrar todas las instalaciones hasta que pudiéramos evaluar la situación y determinar si había alguna amenaza», dijo Cummins. Todas las sucursales del sistema de bibliotecas de ImagineIF cerraron el miércoles, pero reanudaron su funcionamiento normal el jueves.

Según un informe presentado ante el Departamento de Policía de Kalispell, los cinco libros de tapa dura estaban «acribillados a balazos» no tenían relación entre sí ni eran de ningún tema polémico o político.

«Al no haber títulos específicos que ofrezcan pistas sobre el motivo de lo ocurrido, no sabemos si se trata de alguien que simplemente está jugando o si su intención era intimidar», dijo Cummins. «No nos sentimos intimidados, pero fue alarmante para un miembro del personal ver eso».

Los cinco libros que fueron dañados fueron «Act of Betrayal» de Will Cochrane, «The Armageddon File» de Stephen Coonts, «The Bourne Initiative» de Eric Van Lustbader, «Crown Jewel» de Christopher Reich, y «Trump’s War» de Michael Savage.

Las fuerzas del orden determinaron que no había ninguna amenaza para el personal o los usuarios, y se está tratando como un incidente aislado. Después de un día de información con el personal durante el cierre, Cummins y su personal decidieron que la biblioteca podría operar con normalidad el jueves.

En una declaración conjunta, Cummins y el presidente del consejo de administración de ImagineIF, Doug Adams, escribieron que seguirán trabajando con las fuerzas del orden para dar prioridad a la seguridad, incluida la aplicación de políticas y procedimientos relativos a las armas y la conducta de los usuarios en la biblioteca. La biblioteca también piensa instalar cámaras en todas las sucursales para garantizar la seguridad de los usuarios y el personal.

Proteger las bibliotecas públicas de Estados Unidos. ¿Por qué varias comunidades han votado para retirar la financiación de sus bibliotecas públicas?

Censorship Wars: Why Have Several Communities Voted to Defund Their Public Libraries?. WBUR, sept. 2022

Ver completo

La protección de las bibliotecas públicas de Estados Unidos, a debate en el programa «On Point» de WBUR

Las bibliotecas públicas de Estados Unidos están sometidas a un control cada vez mayor. El año pasado, la American Library Association (ALA) informó de un número récord de de libros censurados, superando casi los 1.600 libros.

«No sabemos cómo un libro en una estantería puede ser una amenaza para nadie. Las bibliotecas son para la lectura voluntaria. Las bibliotecas son para elegir. Son un recurso que debemos proteger y preservar con firmeza».

Los esfuerzos también son más agresivos. Varias comunidades han votado para dejar de financiar sus bibliotecas públicas. En otras: «Ha habido algunos casos en los que se han producido amenazas físicas o, por ejemplo, la biblioteca de Montana que encontró libros en su librería que habían sido acribillados a tiros«.

Uso de Tik Tok en bibliotecas. Planeta Biblioteca 2022/09/12

Uso de Tik Tok en bibliotecas. Planeta Biblioteca 2022/09/12

ESCUCHAR

Ir a descargar

En este primer programa del curso 2022/2023 hemos entrevistado a María José Moreno Fernández, directora de la Biblioteca Pública de Caudete (Albacete) sobre el uso de Tik Tok en bibliotecas. Tik Tok es una red social china que nos permite aprovechar sus característica para dar visibilidad a la biblioteca a sus contenidos y servicios. Con ella hemos hablado sobre qué es Tik Tok, que características tienen, como se puede utilizar en las bibliotecas, y porque es importante utilizar esta red. María José nos ha dado una serie de recomendaciones sobre cómo empezar y cómo generar contenidos en esta red. Así como otros canales a seguir.

Ejemplo de anuncio en Tik Tok de ABIBA, la Asociación de Bibliotecarios de la provincia de Albacete, premiadas este año en la convocatoria María Moliner.

Declaración de ICOLC sobre los derechos de los metadatos de las bibliotecas

ICOLC Statement on the Metadata Rights of Libraries. The International Coalition of Library Consortia (ICOLC) sept 2022

Ver completo

Los metadatos y los servicios de metadatos que describen las colecciones de las bibliotecas son fundamentales para apoyar el descubrimiento de contenidos, la creación de conocimiento y las misiones públicas de las bibliotecas.

Los metadatos que describen las colecciones de las bibliotecas no suelen estar sujetos a derechos de autor, y deberían considerarse libremente compartibles y reutilizables en la mayoría de las circunstancias. Sin embargo, algunos agentes de la industria restringen los derechos de las bibliotecas a utilizar dichos metadatos mediante términos contractuales e influencia en el mercado. Esta actividad restrictiva no está en consonancia con las necesidades de las bibliotecas ni con su misión pública y no lucrativa.

Los firmantes de este documento instan a todas las organizaciones, con o sin ánimo de lucro, a defender los derechos e intereses de las bibliotecas para utilizar, reutilizar, adaptar, agregar y compartir los metadatos que describen las colecciones de las bibliotecas para servir al interés público, sin restricciones ni limitaciones.

Los metadatos bibliográficos de las bibliotecas suelen proporcionar una descripción factual del contenido y las colecciones que las bibliotecas ponen a disposición de sus usuarios. Por ejemplo: los registros bibliográficos pueden contener el título de un libro, el autor, el año de publicación, los encabezamientos de materia y otros campos. Estos metadatos pueden variar en cuanto a su exhaustividad y descriptividad, pero no suelen considerarse una expresión creativa.

Las bibliotecas llevan mucho tiempo creando metadatos sobre sus colecciones con la intención explícita de que sean compartidos, reutilizados y modificados abiertamente y sin restricciones para promover el acceso a la información. Los metadatos que describen las colecciones de las bibliotecas son fundamentales para las misiones educativas y sin ánimo de lucro de las bibliotecas en su funcionamiento, tanto cotidiano como estratégico. Permiten a los usuarios descubrir y acceder a los materiales de la biblioteca, apoyan la colaboración entre bibliotecas, ayudan a la gestión de toma de decisiones de compra de la biblioteca, permiten a las bibliotecas observar las tendencias de uso de los metadatos a nivel regional y mundial, y apoyan el análisis de las tendencias y convenciones de catalogación.

Dada la importancia de que las bibliotecas utilicen, reutilicen y compartan libremente estos metadatos, las tendencias actuales del sector son preocupantes. Las opciones limitadas de servicios de metadatos asequibles, junto con las restricciones impuestas al uso, reutilización y compartición de metadatos entre colaboraciones, plataformas, tipos de sistemas y proveedores, están impidiendo los derechos de las bibliotecas y su capacidad de innovar y colaborar para servir a sus usuarios de forma eficaz. La presión que limita el mercado y que permite e impone cualquier práctica monopolística, ya sea a través de contratos comerciales o de políticas, es antitética al propósito de las bibliotecas y margina a las bibliotecas que no cuentan con fondos suficientes.

El 13 de junio de 2022, OCLC registró una denuncia (demanda) en la que solicitaba medidas cautelares y permanentes y daños y perjuicios contra Clarivate y sus filiales, ProQuest y Ex Libris, con el fin de detener los esfuerzos de Clarivate por crear un nuevo servicio de catalogación sin coste para las bibliotecas.

Según la demanda, este nuevo servicio, MetaDoor, competiría directamente con OCLC y, según OCLC, conduciría a un uso indebido de los registros. OCLC también alegó que Clarivate estaba animando a los clientes de OCLC a incumplir sus contratos con OCLC al proporcionar metadatos de la biblioteca en forma de registros bibliográficos a este servicio alternativo.

Un aspecto central de esta demanda es el uso y el intercambio por parte de las bibliotecas de sus registros de catálogo y de los metadatos que describen sus libros y otros materiales de la colección. Los empleados individuales de las bibliotecas de entornos públicos y privados sin ánimo de lucro crearon estos registros y los han aportado a la comunidad bibliotecaria a través de las plataformas de OCLC. Las bibliotecas pagan suscripciones a OCLC con la intención de que estos datos aportados se pongan a disposición de otras bibliotecas para su uso, reutilización e intercambio. Las bibliotecas se convierten en miembros de OCLC cuando compran o se suscriben a cualquiera de los servicios de OCLC. Los servicios de OCLC proporcionan a las bibliotecas formas de aprovechar el trabajo de metadatos de otros y de hacer que las existencias de la biblioteca sean localizables en el servicio WorldCat de OCLC. Si bien las bibliotecas pagan tarifas considerables a OCLC y a otros proveedores por servicios que incluyen la deduplicación, la identificación y la mejora, no lo hacen con la intención de que sus registros queden aislados o se restrinja su reutilización. Independientemente de quién haya contribuido a los registros descriptivos, los registros individuales generalmente no son susceptibles de derechos de autor, ni es de interés público que se restrinja su uso.

Las bibliotecas pretenden que los metadatos que describen sus colecciones estén disponibles de forma gratuita y puedan ser descubiertos por todos sus usuarios, incluidos los de otras bibliotecas con las que comparten. Las bibliotecas dedican su trabajo a crear y mejorar los registros bibliográficos con el fin de permitir el descubrimiento de los contenidos de la biblioteca y apoyar a las sociedades en la búsqueda del conocimiento para el beneficio compartido. El trabajo que supone la creación de los registros del catálogo de la biblioteca fue, en muchos casos, financiado con fondos públicos para el uso público. Estos registros no se crearon con el fin de obtener beneficios corporativos o sostenibilidad fiscal, aunque las empresas pueden desarrollar servicios mejorados que dependen de estos datos. Cualquier interés corporativo que afirme el derecho a limitar o determinar cómo las bibliotecas pueden utilizar, reutilizar o compartir los registros que han creado lo hace en contradicción directa con las necesidades articuladas de las bibliotecas, y en contra del interés público.

¿Cumplimos lo que decimos? Una instantánea de cómo las revistas académicas de Biblioteconomía y Documentación ponen en práctica (o no) los valores disciplinarios

Borchardt, Rachel, et al. «Are We Walking the Talk? A Snapshot of How Academic LIS Journals Are (or Aren’t) Enacting Disciplinary Values». In the Library with the Lead Pipe, enero de 2022.

Texto completo

¿Demuestran las principales revistas de bibliotecas académicas un compromiso con los valores de la profesión de biblioteconomía y documentación, a saber, la apertura, la inclusión y la equidad?

El ámbito de las bibliotecas universitarias afirma valorar la responsabilidad social, el acceso abierto, la equidad, la diversidad y la inclusión (EDI). Sin embargo, las prácticas de las revistas académicas no siempre reflejan estos valores. Este artículo describe un estudio de métodos mixtos diseñado para operacionalizar y medir estos valores en la práctica. Los autores descubrieron que muchas de las revistas que examinaron tienen políticas y prácticas de acceso abierto, pero se quedan cortas a la hora de facilitar la accesibilidad y garantizar la IDE en sus procesos de publicación. En resumen, las revistas de bibliotecas no cumplen con los ideales que nuestro propio campo ha definido.