Percepciones que tienen los votantes de las bibliotecas públicas: de la concienciación al financiamiento

39144187090_e9641e371b_b_d

 

(2018). [e-Book], From Awareness to Funding: Voter Perceptions and Support of Public Libraries in 2018. Ohio OCLC, 2018

Texto completo

Infografía

La investigación actualiza el estudio realizado por la OCLC en 2008, exploró las percepciones, el uso y las actitudes de los votantes hacia las bibliotecas públicas, los bibliotecarios y el uso de los fondos para la financiación de las bibliotecas.

 

The Public Library Association (PLA), una división de American Library Association (ALA), y la ALA Office for Library Advocacy, en asociación con OCLC, publicaron hoy el informe, From Awareness to Funding: Voter Perceptions and Support of Public Libraries in 2018.

La encuesta de 2018 fue realizada por Leo Burnett, repitiendo las preguntas y el análisis de segmentación del estudio original, para permitir la comparación con los resultados de 2008. La investigación identificó nueve segmentos de la población con derecho a voto basándose en seis factores relacionados con el comportamiento y las actitudes de los votantes hacia el financiamiento, el uso de la biblioteca, las percepciones de las bibliotecas y el personal bibliotecario. El informe de 2018 y los dos programas programados revisarán y actualizarán la información sobre estos segmentos, incluyendo partidarios de una adecuada financiación, posibles partidarios y las barreras para la financiación de las bibliotecas.

Los hallazgos más destacados fueron:

  • La mayoría de los votantes estadounidenses creen que las bibliotecas públicas son esenciales para las comunidades y una fuente de orgullo ciudadano.
  • Los votantes siguen valorando mucho los servicios tradicionales de las bibliotecas, como el acceso gratuito a los libros y las zonas para el estudio, pero también valoran cada vez más a la biblioteca como un centro comunitario.
  • Sigue habiendo una desconexión entre los servicios que ofrecen las bibliotecas y la concienciación y el apoyo del público respecto de esos servicios.
  • Aunque es probable que la mayoría de los votantes apoyen el financiamiento de las bibliotecas en las urnas locales, son menos los que se comprometen a un apoyo concreto como lo hicieron hace una década.
  • La mayoría de los votantes todavía no se dan cuenta de que la principal fuente de financiación de la biblioteca es local.

 

Si ninguna institución ha sido inmune a los efectos de los importantes cambios sociales que se han producido en la última década, esta nueva investigación pone en contexto la resistencia y adaptabilidad de las bibliotecas frente a los cambios rápidos y continuos.