Mejores prácticas con Impresoras 3D en bibliotecas

untitled13

Lichaa, Z. and C. Wapner [e-Book] Progress in the Making: Librarians’ Practical 3D Printing. Questions Answered. Chicago, ALA, 2016.

Texto completo

 White paper

Los profesionales de las bibliotecas que han adoptado o desean adoptar una impresora 3D deben responder a preguntas relacionadas con el funcionamiento y el mantenimiento de la impresora, la gestión del flujo de trabajo, la recuperación de costes, la seguridad de los usuarios y otras más. El documento responde a 16 prácticas sobre impresión en 3D respondidas por bibliotecarios

 

A medida que avanza la transformación digital de la sociedad, la forma en que accedemos, procesamos y utilizamos la información continúa cambiando. En consonancia con su papel histórico como vía de acceso del público al mundo de la tecnología digital, las bibliotecas está adoptando estas iniciativas para ayudar a personas de todas las edades y procedencias a aprovechar el poder de la tecnología más reciente.

La tecnología de impresión 3D lleva la digitalización a la economía de las cosas tangibles, permitiendo a personas de todas las edades y procedencias utilizar procesos digitales para crear objetos físicos. Datos recientes por la Asociación Americana de Bibliotecas (ALA) y la Universidad de Maryland revelan que ya existen más de 428 bibliotecas públicas que ofrecen Servicios de impresión 3D. Ese número ha aumentado desde las 250 del año anterior, y continúa creciendo rápidamente. Bibliotecas que ofrecen servicios de impresión en 3D, por lo general, ponen sus impresoras a disposición de cualquier persona que disponga de una tarjeta de biblioteca, sin costo alguno o a bajo costo.

Cuanto más accesible sea la impresión en 3D, más se beneficiará el público de su poder de transformación. Por lo tanto, la aceleración de los servicios de impresión 3D en bibliotecas puede y debe continuar. Sin embargo, sólo puede hacerlo si las personas que se encuentran en su interior la comunidad bibliotecaria tiene formación de cómo configurar, operar y solucionar problemas con impresoras 3D. El El objetivo de este documento es facilitar esa comprensión entre los profesionales de las bibliotecas que recientemente han adquirido una impresora 3D, o están considerando adquirir una, pero aún no han tomado la decisión final de hacerlo. El documento plantea y responde a una serie de las preguntas prácticas en torno a esta tecnología dentro de la comunidad bibliotecaria actual. Las preguntas incluyen todos los aspectos, desde cuánto cuesta una impresora 3D (en torno a 1.500 dólares) a cuánto espacio necesitamos (área en el escritorio) hasta qué tipo de impresora 3D obtener (FDM). Se discuten temas prácticos, como los tiempos de garantía típicos (un año) y las asignaciones presupuestarias para reparaciones y mantenimiento. El documento también ofrece información sobre el software que es mejor para aquellos que están aprendiendo, cómo manejar los niveles de ruido que emanan del hardware, así como una variedad de consejos que tratan temas comunes como la adhesión y el acabado de las impresiones.

Los bibliotecarios deben estar completamente al día en casi todos los aspectos de la tecnología, desde dónde buscar ideas a cómo implementarlas, conocer como funciona una impresora 3D, el mantenimiento e incluso la resolución de problemas. Los usuarios nos ven como asesores y expertos en nuevas tecnologías, que proporcionamos conocimiento comprensivo y confiable.

Según una de las autoras: “Las bibliotecas están democratizando el acceso a la tecnología de impresión en 3D y facilitando el aprendizaje a través de ella. Tenemos que asegurarnos de que tienen los conocimientos técnicos necesarios para mantener esa tendencia”.

Con el inicio de la revolución digital, la comunidad bibliotecaria asumió un papel de liderazgo en el esfuerzo por ayudar a personas de todas las edades a desarrollar las habilidades y competencias que necesitan para prosperar en un mundo de alta tecnología. La impresión en 3D en bibliotecas está capacitando a las personas para que participen en el aprendizaje creativo, pongan en marcha empresas comerciales y resuelvan problemas de salud complejos.

Anuncios