Makerspaces y el desarrollo económico local.

Holm, E. V.. “Makerspaces and Local Economic Development.” Economic Development Quarterly 31 (2017): 164-173.

Texto completo

El movimiento de fabricantes ha pasado de ser un pasatiempo marginal a un estilo de vida prominente con importantes implicaciones para el desarrollo económico. En el pasado, las herramientas han estado disponibles sólo para aquellos que trabajan en empresas e industrias o para aquellos que están dispuestos a pagar por su adquisición. El movimiento de fabricantes aumenta el acceso a las herramientas y a la capacitación, lo que puede aumentar la capacidad del público en general para participar en el desarrollo de productos.

En el presente estudio se examinan los espacios de fabricación y la forma en que contribuyen al desarrollo económico mediante la generación y el mantenimiento de empresas. Sobre la base de entrevistas con miembros y la gestión de los espacios de fabricación, junto con funcionarios del gobierno local de Georgia, el autor encuentra cuatro contribuciones principales al desarrollo económico:

a) crear un cambio cultural fomentando el espíritu empresarial en la comunidad,

b) apoyar el crecimiento de las pequeñas empresas mediante la prestación de servicios,

c) proporcionar capacitación a la fuerza de trabajo y

d) aumentar la retención de la fuerza de trabajo.

Sin embargo, en parte debido a su reciente desarrollo y al reducido número de miembros, es poco probable que los fabricantes de espacios de producción pongan en marcha muchos empresarios en sus comunidades a corto plazo. Por ello, los gobiernos deberían evitar asumir compromisos excesivos con los “makerspaces” antes de que éstos aporten mayores pruebas de contribuciones tangibles, pero permitiéndoles desempeñar un papel más amplio en la educación formal pueden mejorar su capacidad para incubar una mentalidad de “creador”.