Filtros burbuja y desinformación

What should we think of filter bubbles on social media? | immediate future

“No se puede tener una buena democracia sin un buen flujo de información”. 

Eli Pariser, Filter Bubble

Un filtro burbuja (Filter Bubble) es el resultado de una búsqueda personalizada en la que el algoritmo de una página web selecciona, a través de predicciones, la información que al usuario le gustaría ver, basándose en información sobre él mismo. El término fue acuñado por el activista de Internet Eli Pariser cunado publicó un libro con el mismo nombre.

En diciembre de 2009, Google comenzó a personalizar sus resultados de búsqueda para cada usuario. En lugar de ofrecerle el resultado más popular, Google ahora intenta predecir qué es lo más probable que quiera un usuario.

Esta situación tienen lugar cuando un usuario de Internet encuentra sólo información y opiniones que se ajustan y refuerzan sus propias creencias, causada por algoritmos que personalizan la experiencia en línea de un individuo.

Desde el punto de vista del usuario, la personalización ayuda a evitar la sobrecarga de contenido y lleva a los usuarios directamente al contenido que probablemente quieran consumir. Desde el punto de vista de las empresas, aumenta la cantidad de tiempo que un usuario pasa en un sitio web, los usuarios regresan más a menudo y se observan mayores niveles de compromiso al entregar la personalización.

El problema es que los usuarios de Internet se alejan de la información que no está de acuerdo con sus puntos de vista, aislándolos efectivamente en sus propias burbujas culturales o ideológicas. Ya que las elecciones hechas por estos algoritmos no son transparentes y es muy probable, que a menos que estés pensando en las noticias y los medios que recibes, puedas “vivir” en una burbuja informativa para siempre.

Los filtros personalizados están dinamitando la libertad de información en la Web, creando universos individuales de información para cada uno de nosotros y generando cámaras de eco que sólo nos proporcionan la información que es acorde a nuestra manera de pensar.

El aislamiento informativo puede ocurrir cuando los sitios web hacen uso de estos algoritmos para asumir selectivamente la información que un usuario querría ver y luego después proporcomar al usuario sólo la información que es acorde con esta suposición.

Un pensamiento en “Filtros burbuja y desinformación

  1. Pingback: Guía de Alfabetización mediática para bibliotecarios | Universo Abierto

Los comentarios están cerrados.