¿Qué separa a los líderes de los rezagados en el Internet de las cosas?

internet-of-things

 

“What separates leaders from laggards in the Internet of Things” McKinsey & Company, 2019

Texto completo

 

Entre las empresas que trabajan a escala con la Internet de las Cosas (IoT), existe una gran diferencia entre los mejores y los peores resultados. Nueve prácticas distinguen a los líderes de sus colegas menos exitosos.

 

A pesar de todo el entusiasmo que se ha acumulado en torno a la Internet de los objetos (IoT) -la red de dispositivos conectados digitalmente cuyo valor económico podría ascender a billones de dólares al año-, el impacto de la IoT varía enormemente de una empresa a otra. Muchas empresas han puesto en marcha proyectos piloto para desarrollar productos y servicios posibilitados por la IoT o utilizar la IoT para lograr mejoras operativas. Según esta investigación, menos del 30% de ellos han llevado sus programas de IoT más allá de la fase piloto.

Sin embargo, incluso entre las empresas que realizan esfuerzos de IoT a gran escala, existe una diferencia significativa entre el nivel superior de las empresas con mejores resultados y el nivel inferior. En una encuesta realizada entre profesionales de la IoT de 300 empresas con programas maduros de IoT (aquellos que se han expandido más allá de los proyectos piloto), alrededor de una sexta parte dijo que sus empresas habían visto un beneficio significativo en la aplicación de IoT, un valor añadido entre los costes y los ingresos de al menos un 15%. En el otro extremo del espectro, alrededor de una sexta parte de los encuestados -los rezagados de la IoT- dijeron que sus esfuerzos en materia de IoT habían dado lugar a una mejora de los ingresos y los costes totales de menos del 5%