14 consejos para diseñar la biblioteca digital perfecta en la escuela

renaissance-digital-library

14 Tips for Building the Perfect Digital Library

Todd Brekhus Expert advice for getting the most out of your technology.

November 5, 2018

Texto completo

 

¿Cómo podemos ayudar a nuestros estudiantes a convertirse en consumidores inteligentes de medios digitales? Muchos estudiantes acceden a diario a una amplia gama de contenidos a través de los medios sociales e Internet, pero a menudo sus estos contenidos no proceden de fuentes fidedignas o no son materiales de lectura de alta calidad. Las bibliotecas digitales son una manera poderosa para que los educadores ayuden a enseñar a los estudiantes a encontrar, evaluar y utilizar el contenido digital, una habilidad esencial a medida que los materiales y fuentes en línea continúan creciendo a un ritmo asombroso.

 

Con esto en mente, Todd Brekhus nos da algunos consejos, ideas y recomendaciones para  construir la biblioteca digital perfecta.

1. Piensa en bibliotecas estudiantiles, no en bibliotecas escolares.

Los niños no deberían tener que correr a la papelera para obtener la única copia de un título favorito, y tampoco deberían tener que correr a la computadora para obtener la única copia digital. Con la tecnología digital, cada estudiante puede tener su propia biblioteca. Por ello es aconsejable buscar opciones de bibliotecas digitales que permitan a todos los estudiantes leer el mismo libro simultáneamente para maximizar la elección y el compromiso de los estudiantes.

2. Expandir la lectura más allá de la clase de lengua.

En muchas escuelas, los maestros de lengua tienen sus propias bibliotecas, mientras que los maestros del área de contenido sólo tienen estantes de libros de texto y de vez en cuando van a la biblioteca de la escuela. Con la tecnología digital, cada aula del edificio puede tener su propia biblioteca, a menudo sin ningún costo adicional. Mejor aún, ya que los libros digitales pueden “viajar” de un salón de clases a otro, los estudiantes pueden tener una experiencia de lectura sin fisuras en Ciencias sociales, Ciencias y lengua, ayudándoles a construir fuertes conexiones entre los planes de estudio.

3. Recuerda que no se requieren dispositivos digitales para cada uno

Las bibliotecas digitales pueden ser muy eficaces incluso sin un modelo 1 a1. Con sólo unas pocas computadoras o tabletas, los maestros pueden establecer puntps de lectura por las que los estudiantes pueden rotar durante la formación en grupos pequeños.

Además, si su solución de biblioteca digital se basa en un navegador (en lugar de requerir software o hardware específico instalado), los estudiantes pueden leer en cualquier dispositivo, incluyendo teléfonos celulares, consolas de videojuegos o incluso televisores inteligentes.

4. Extender la lectura más allá del día escolar.

Las bibliotecas digitales presentan una oportunidad única para que las escuelas se asocien con organizaciones comunitarias. Los estudiantes pueden leer textos digitales antes y después de la escuela en la biblioteca pública, centros comunitarios o cualquier otro lugar donde tengan acceso a Internet. Dado que las investigaciones han demostrado que el acceso a los libros es a menudo más importante para la lectura de los estudiantes que su estatus socioeconómico, estas asociaciones comunitarias pueden ayudar a mejorar el rendimiento de los estudiantes, lo cual, a su vez, fortalece a la comunidad local.

5. No eliminar los materiales impresos.

Esto puede parecer un consejo extraño en un artículo sobre bibliotecas digitales, pero la mayoría de los estándares requieren que los estudiantes trabajen con confianza tanto con materiales impresos como digitales. Intenta que sus bibliotecas impresas y digitales trabajen asociadas y, en última instancia, se mejoren mutuamente.

6. Evite animaciones y otras distracciones en textos digitales.

Aunque puede ser tentador buscar textos digitales que utilicen ventanas emergentes, juegos, animaciones y otras características “divertidas” para atraer a los estudiantes, hay alguna evidencia de que estas distracciones llevan a una lectura superficial. Los textos digitales deben ser diseñados para ayudar a los estudiantes a concentrarse en la lectura.

7. Encuentra maneras efectivas para que los estudiantes se involucren con el texto.

Aunque las animaciones pueden distraer, hay muchas características interactivas que pueden mejorar la experiencia de lectura. Busca opciones digitales que tengan herramientas útiles que permitan a los lectores resaltar, dibujar, anotar, escribir diarios y citar fuentes.

8. Usa materiales digitales para leer en voz alta.

Primero, olvídate de invertir en libros grandes y caros: Con una biblioteca digital, cualquier libro puede ser proyectado para que sirva como un gran libro. Incluso los estudiantes mayores informan que una de sus actividades favoritas de lectura es hacer que su maestro lea en voz alta, y los textos digitales permiten que incluso los libros para adultos jóvenes -que casi nunca están disponibles en formato de libro grande- se usen para leer en voz alta en el aula. En segundo lugar, las opciones digitales con audio incorporado significan que los estudiantes pueden disfrutar de la lectura en voz alta en cualquier momento, incluso cuando un profesor o un miembro de la familia no está disponible. Para los estudiantes cuyas familias tienen bajos niveles de alfabetización, el audio grabado puede ser la única manera de que los padres/tutores lean libros con sus hijos y apoyen activamente su educación.

9. Apoya a los estudiantes y a sus familias con múltiples opciones de idiomas.

Una biblioteca digital puede ser un recurso poderoso para los estudiantes, especialmente si incluyen títulos en otros idiomas o textos en dos idiomas. Un diccionario incorporado permitirá a los estudiantes buscar rápidamente palabras desconocidas y construir vocabulario, mientras que el audio grabado puede proporcionar modelos auditivos de sintaxis y gramática correctas dentro del idioma. (Por esta razón, intenta recurrir a textos digitales que utilicen audio grabado por personas reales, no por voces computarizadas.). Los textos digitales en otros idiomas, como el español, también hacen posible que los miembros de la familia con conocimientos limitados de inglés puedan leer con sus hijos. En muchos casos, los textos digitales en dos idiomas también pueden proporcionar a los padres/tutores la oportunidad de desarrollar sus propias habilidades en inglés.

10. Ir más allá de los libros.

Una biblioteca digital no tiene que limitarse a los libros de clase. Puede incluir novelas gráficas, libros ilustrados, fotos y textos informativos, e incluso artículos de noticias. En particular, los artículos de noticias pueden ayudar a despertar la curiosidad de los niños sobre el mundo, desarrollar conocimientos básicos sobre una amplia variedad de temas y fortalecer las habilidades socio-emocionales como la empatía y la apreciación de la diversidad.

11. Empoderar a los estudiantes.

Con las bibliotecas digitales, los estudiantes a menudo pueden obtener información en tiempo real sobre su lectura (cuánto tiempo están leyendo, a qué nivel y qué tan bien están entendiendo el material) que simplemente no pueden obtener con los materiales impresos. Anima a los estudiantes a usar esta información para tomar posesión de su aprendizaje y tomar decisiones informadas sobre su lectura.

12. Capacitar a los maestros.

Los profesores también se benefician de tener información más detallada sobre la lectura de sus alumnos, pero esa no es la única manera en que las bibliotecas digitales pueden ayudar a los educadores. Cuando cada libro de una biblioteca digital está esencialmente disponible como un “conjunto de clases”, los profesores pueden dar rienda suelta a su creatividad. Los maestros ya no se limitan a los pocos títulos con unas treinta copias disponibles, sino que pueden crear proyectos y actividades basados en los intereses de los estudiantes, por ejemplo con los acontecimientos actuales o las noticias locales. Asegúrate de que todos los profesores estén debidamente capacitados en todas las funciones y colecciones disponibles en la biblioteca digital, para que puedan aprovechar al máximo todas las ventajas que ésta ofrece.

13. Empoderar a los bibliotecarios.

Como defensores de la lectura, los bibliotecarios trabajan para fomentar el amor por la lectura en cada estudiante. Debido a que las bibliotecas digitales amplían las opciones de los estudiantes -y más libros significan más oportunidades para que cada estudiante encuentra el libro adecuado para motivarlos a leer más- los bibliotecarios se vuelven más esenciales cuando ayudan a guiar a los estudiantes (¡y a los educadores!) hacia su próxima lectura. Además, libres de las necesidades del formato impreso, los bibliotecarios pueden actuar como líderes informando de las tendencias en la lectura de los estudiantes a los directores y profesores. Será importante proporcionar a los bibliotecarios acceso completo a todos los datos disponibles a través de la biblioteca digital para ayudar a asegurar que puedan usar su experiencia para monitorear, analizar y hacer recomendaciones sobre la lectura a nivel de la escuela o en comunidad.

14. Elimina los costos de almacenamiento, los dolores de cabeza de inventario y las multas por libros perdidos.

Al considerar el costo de una biblioteca digital, recuerda también considerar los ahorros. Con una biblioteca digital, no hay costos de almacenamiento, no hay necesidad de hacer inventario, no hay papeleo o sistemas de archivo, y no hay costos de eliminación. Para los estudiantes y las familias, las bibliotecas digitales eliminan cualquier preocupación por incurrir en multas por libros atrasados, perdidos o dañados.