Una mujer amenazó con volar la biblioteca de Aurora una hora antes de que se recibieran docenas de amenazas de bomba por correo electrónico

aurora-library

Una usuaria a quien se le prohibió el acceso a la biblioteca de Aurora amenazó con volar la biblioteca una hora antes de que se enviaran docenas de amenazas de bombas por correo electrónico a sitios de todo el país, incluyendo tres lugares en Aurora. No se encontró ninguna conexión con las otras amenazas de bomba, dijeron las autoridades.

 

Una usuaria enojada que fue expulsado de la Biblioteca Pública de Aurora (Illinois) amenazó con volar la biblioteca el día 13 de diciembre, aproximadamente una hora antes de que se enviaran docenas de amenazas de bomba por correo electrónico a empresas, juzgados, periódicos y universidades de todo Estados Unidos, incluyendo la Biblioteca Pública de Wallingford (Connecticut) y la Biblioteca Pública de Morton Grove (Illinois). Las autoridades dijeron que no había conexión entre el incidente de Aurora y los otros, que fueron investigados y categorizados como amenazas de extorsión por correo robotizado. Se informó de que los destinatarios habían recibido un correo electrónico en el que se decía que había una bomba oculta que detonaría a menos que el remitente recibiera un rescate 20.000 dólares a través de bitcoin. El departamento de policía de Aurora determinó que la amenaza no era creíble y que la biblioteca no fue evacuada.