¿Qué papel juega el “tinkerer” en un makerspaces?

 

pjimage12

Tinkering es usar la imaginación y las cosas que tengas a mano para crear. Es pensar con las manos, es aprender haciendo. Es explorar y preguntarse cómo funcionan las cosas, descubrir, hacer, construir, probar, equivocarse y aprender. Y volver a empezar.

 

En algunos sitios los Makerspaces también se denominan Tinkering Spaces o espacios para cacharrear. Tinkering Space, es un entorno creativo que inspirará al inventor. Fundamentalmente se trata de una colección cambiante de actividades sin cita previa y exposiciones permanentes que conecta mentes y manos y permite a los visitantes probar una nueva idea, aprender una nueva habilidad o hacer una chapuza brillante que puede conducir a lo inesperado.

La palabra viene de Tinkerer (Phineas Mason) un personaje ficticio que aparece en los cómics estadounidenses publicados por Marvel Comics. Creado por Stan Lee y Steve Ditko. El personaje tiene un don casi sobrehumano de genio en ingeniería, capaz de inventar aparatos sofisticados a partir de nada más y nada menos que piezas de repuesto sobrantes de electrodomésticos ordinarios.

Un Tinkerer o Mentor en un Makerspace, juega un papel integral en la formación de este espacio y en ayudar a los usuarios a utilizarlo de manera segura y efectiva. Así las personas trabajarán junto a maestros experimentados para asegurar que las necesidades de los usuarios están satisfechas con éxito. Esta es una gran oportunidad para cualquier persona interesada en seguir una carrera en la educación. No se requiere certificación. Fundamentalmente se trata de una persona que experimenta con los materiales y con las ideas para comprender como funciona algo, que juega sin miedo con las cosas que tiene a su disposición para entenderlas, para crear y para aprender de ellas. Un estudio de El doctor Stuart Brown, demuestra que aquellas personas más resolutivas en el ámbito tecnológico eran aquellos que cacharreaban cuando eran niños, que buscaban como funcionaba un juguete, aunque la mayor parte de las veces lo dejaban inutilizado.

Jonathan J. Dickau, astrónomo y astrofísico ha llegado a afirmar que los mejores investigadores en Física, destacando que la exploración lúdica es crucial para progresar tanto en la Física experimental como en la teórica. El juego nos permite aprender e innovar. Así pues, fomentar el juego alimenta la innovación y el progreso, que son los motores de la prosperidad económica.