El Futuro de los Humanos y la Inteligencia Artificial

PI_2018.12.10_future-of-ai_featured

Janna Anderson, Lee Rainie and Alex Luchsinger. Artificial Intelligence and the Future of Humans. Wasungthon: Pew Research Centre, 2018

Texto completo

Los expertos dicen que el aumento de la inteligencia artificial hará que la mayoría de la gente mejore durante la próxima década, pero a muchos les preocupa cómo los avances en la IA afectarán lo que significa ser humano, ser productivo y ejercer el libre albedrío.

 

La vida digital está aumentando las capacidades humanas. Los sistemas basados en progrmación se han extendido a más de la mitad de los habitantes del mundo en cuanto a información ambiental y conectividad, ofreciendo oportunidades inimaginables y amenazas sin precedentes. A medida que la inteligencia artificial (IA) impulsada por algoritmos emergentes continúa extendiéndose, ¿la gente estará mejor de lo que está hoy en día?

Unos 979 pioneros de la tecnología, innovadores, desarrolladores, líderes empresariales y políticos, investigadores y activistas respondieron a esta pregunta en un sondeo de expertos realizado en el verano de 2018.

Los expertos predijeron que la inteligencia artificial en red amplificará la eficacia humana, pero también amenazará la autonomía y las capacidades humanas, que discutieron sobre las muchas posibilidades que las computadoras pueden hacer, hasta  incluso exceder la inteligencia y las capacidades humanas en tareas como la toma de decisiones complejas, el razonamiento y el aprendizaje, el análisis sofisticado y el reconocimiento de patrones, la agudeza visual, el reconocimiento del habla y la traducción del lenguaje. Dijeron que los sistemas “inteligentes” en las comunidades, en los vehículos, en los edificios y servicios públicos, en las granjas y en los procesos empresariales ahorrarán tiempo, dinero y ofrecerán oportunidades para que los individuos disfruten de un futuro más personalizado.

Muchos centraron sus observaciones más optimistas en la atención sanitaria y en las muchas aplicaciones posibles para diagnosticar y tratar a los pacientes o para ayudar a las personas mayores a llevar una vida más plena y saludable. También se mostraron entusiastas con el papel de la IA en la contribución a amplios programas de salud pública construidos alrededor de cantidades masivas de datos que pueden ser capturados en los próximos años sobre todo, desde el genoma personal hasta la nutrición. Además, varios de estos expertos predijeron que AI sería cómplice de cambios largamente esperados en los sistemas de educación formal e informal.

Sin embargo, la mayoría de los expertos, independientemente de si son optimistas o no, expresaron su preocupación por el impacto a largo plazo de estas nuevas herramientas en los elementos esenciales del ser humano. A todos los encuestados en este sondeo no científico se les pidió que explicaran por qué pensaban que la IA dejaría a la gente en mejor situación o no. Muchos compartieron profundas preocupaciones, y muchos también sugirieron caminos hacia nuevas soluciones.  7

En general, y a pesar de las desventajas que temen, el 63% de los encuestados en este sondeo dijeron que esperan que la mayoría de las personas estén en mejor situación en 2030, y el 37% dijo que la gente no estará en mejor situación.