Estudios de caso sobre identificadores persistentes en la Información Europea de Gestión de la Investigación (RIM)

liber-cover-500

Bryant, Rebecca, Annette Dortmund, and Constance Malpas. 2017. Convenience and Compliance: Case Studies on Persistent Identifiers in European Research Information. Dublin, Ohio: OCLC Research.
doi:10.25333/C32K7M

Texto completo

 

Este informe proporciona a los responsables de las bibliotecas universitarias y de investigación información útil sobre las prácticas e infraestructuras emergentes en la gestión europea sobre Research Information Management (RIM), sobre el papel actual y futuro de los identificadores persistentes de personas y organizaciones y, más concretamente, sobre los incentivos y barreras a la adopción en tres entornos nacionales diferentes (Finlandia, Alemania y los Países Bajos) para comprender mejor la dinámica de toma de decisiones en este espacio.

 A través de investigaciones y entrevistas semiestructuradas con profesionales y partes interesadas en universidades, bibliotecas nacionales y organizaciones colaborativas de tecnología de la información y las comunicaciones (TIC) en Finlandia, Alemania y Países Bajos, los autores exploran las prácticas institucionales locales y examinan el papel -quizás incluso la necesidad- de los identificadores persistentes para facilitar la actividad del RIM a escala de grupo y la agregación de datos. Este trabajo formaba parte de una colaboración conjunta de investigación con LIBER (Ligue des Bibliothèques Européennes de Recherche – Asociación Europea de Bibliotecas de Investigación).

 

Este informe documenta un panorama sobre Research Information Management (RIM), en rápida evolución, ya que los sistemas Current Research Information System (CRIS) * (agregan más tipos de datos, recogen publicaciones de un número creciente de fuentes externas y sirven como un nodo importante que interfiere dentro de un amplio y complejo panorama de las comunicaciones académicas.

Principales conclusiones:

  • Los requisitos de información externa aparecieron como el motor más fuerte de la adopción y utilización de CRIS.
  • Los mandatos de acceso abierto también están empezando a influir en las prioridades de los resultados de la investigación y la gestión de las publicaciones.
  • Un componente central de la práctica de gestión de la información de investigación en todas las instituciones estudiadas fue la recopilación de una bibliografía universitaria: los metadatos de las publicaciones que representan la producción académica de la institución.
  • Las necesidades institucionales locales también impulsan la adopción de CRIS y la práctica de Research Information Management (RIM). Las instituciones en particular buscaron información para apoyar las actividades internas de presentación de informes y apoyo a la toma de decisiones, tales como el apoyo a la planificación estratégica, el análisis de las actividades de investigación, la identificación de la participación institucional en programas o colaboraciones específicas, y la recopilación y el análisis de una amplia gama de productos de investigación, no sólo publicaciones.
  • Las partes interesadas están ansiosas por mejorar la eficiencia del flujo de trabajo y ver el potencial de identificadores persistentes, en particular identificadores de personas (autor o investigador), para apoyar esta necesidad. En los tres entornos nacionales se está llevando a cabo la adopción de identificadores persistentes de personas para apoyar la desambiguación de nombres y la mejora de la recopilación de metadatos de las publicaciones, y se considera ampliamente que  ORCID se está convirtiendo en una norma de facto.
  • Las universidades y las organizaciones de TIC están siguiendo con interés los desarrollos internacionales en torno a los identificadores organizacionales, pero los autores no encontraron actividades para integrar identificadores organizacionales estandarizados en los sistemas CRIS.
  • Las bibliotecas son un socio cada vez más importante en este ámbito, con responsabilidades en la gestión de publicaciones y el apoyo a los usuarios, sobre todo teniendo en cuenta que los sistemas CRIS se utilizan cada vez más para supervisar, rastrear e informar sobre las actividades de acceso abierto.

 

*  Un sistema CRIS, acrónimo de Current Research Information System, es aquella herramienta que permite gestionar de manera global todos los procesos de relacionados con la investigación.

Anuncios

Aspectos clave de la preservación de libros electrónicos en bibliotecas

 

ebooks-preserving-ecollections-mobile-image_28129

 

Kirchhoff, A. and S. M. Morrissey [e-Book]  Preserving eBooks : Technology Watch Report. London, Digital Preservation Coalition 2014.

Texto completo

 

En este informe se analizan los acontecimientos y problemas actuales con los que deben enfrentarse las bibliotecas públicas, nacionales y de educación superior, los editores, los agregadores y las instituciones de preservación para garantizar el acceso a largo plazo al contenido de los libros electrónicos. Estas cuestiones incluyen aspectos jurídicos sobre el uso, la reutilización, el intercambio y la preservación de objetos de libros electrónicos; cuestiones de formato, como la vinculación a veces estricta del contenido de libros electrónicos con determinadas plataformas de distribución; la incorporación de artefactos de gestión de derechos digitales (DRM) en los archivos de libros electrónicos para restringir el acceso a ellos; y la diversidad de ecosistemas empresariales de la publicación de libros electrónicos, con sus complejidades asociadas de las comunidades de uso y, en última instancia, las expectativas de preservación.

La rápida convergencia de los avances tecnológicos, incluida la utilización de Internet como canal de entrega de contenidos, una población cada vez más “nativa digital” con nuevas expectativas (como la búsqueda, recuperación y reutilización de información de forma automatizada y eficiente) y la presión de los costes en la producción y el almacenamiento de nuevas publicaciones, han convertido al eBook en un hecho sobre el terreno en un futuro previsible.

Junto con esos desafíos de preservación comunes a todos los objetos digitales, la conservación del eBook entraña algunas cuestiones distintivas, muchas de las cuales surgen de su definición híbrida y a veces confusa, que abarca tanto los contenidos digitales digitalizados como los libros nacidos digitales. Estas cuestiones incluyen cuestiones jurídicas sobre el uso, la reutilización, el intercambio y la preservación de objetos de libros electrónicos; cuestiones de formato, como la vinculación a veces estricta del contenido de libros electrónicos con determinadas plataformas comerciales; la incorporación de artefactos de gestión de derechos digitales en los archivos de libros electrónicos para restringir el acceso a ellos; y la diversidad del ecosistema empresarial de la publicación de libros electrónicos, con sus complejidades asociadas de las comunidades de uso y, en última instancia, las expectativas de preservación.

La concesión de un acceso permanente y a largo plazo a los libros electrónicos a través de licencias de uso, generalmente está mal definida, y no se ha establecido claramente la titularidad de la responsabilidad de la conservación de las distintas categorías de objetos digitales que conlleva la categoría de libros electrónicos. Tampoco son suficientes los costos para llevar a cabo la preservación y establecer una financiación permanente suficiente para cubrir esos costos.

El derecho a la posesión permanente, incluidos los derechos de acceso perpetuo y preservación, es la excepción más que la norma en las licencias de libros electrónicos. El acceso y la preservación permanentes se ven aún más amenazados por el uso generalizado de las tecnologías de gestión digital de derechos (DRM) en los objetos con licencia. La estabilidad de este contenido alquilado, incluso en las bibliotecas, no está garantizada: el contenido puede ser modificado e incluso retirado en las condiciones de uso de la mayoría de las licencias de libros electrónicos.

A veces, los formatos en los que se crean los libros electrónicos entrañan riesgos de preservación bastante graves. Esto es particularmente cierto en el caso de los formatos propietarios, especialmente los que están estrechamente vinculados a la plataforma de hardware y al sistema de distribución de un proveedor comercial individual. Las variantes, deliberadas e inadvertidas, incluso en formatos estándar como PDF y EPUB recuerdan las “guerras de navegadores” de los primeros días de Internet o las guerras de formatos de cinta de vídeo de Betamax contra VHS. Tampoco existe todavía ningún plan bien establecido para identificar de manera única y consistentemente los libros electrónicos. Tampoco están plenamente maduras las herramientas de validación y caracterización de todos estos formatos.

La digitalización a gran escala de los libros impresos ha creado sustitutos digitales valiosos y ampliamente utilizados para esos libros, que están siendo puestos a usos (búsqueda y descubrimiento rápidos, minería de texto a través de conjuntos de colecciones) imposibles con los libros impresos. Sin embargo, la escala de digitalización ha introducido problemas de control de calidad tanto para las imágenes digitalizadas como para la creación de metadatos descriptivos para estos libros. En algunos casos, las instituciones también se han visto envueltas en enredos legales derivados de la similitud y la diferencia con su fuente impresa.

Las bibliotecas y otras instituciones de preservación tendrán que trabajar con los editores para garantizar:

  • Los derechos explícitos y exhaustivos de todos los objetos incluidos en un eBook se transfieran junto con con derechos sobre el libro electrónico;
  • La existencia de protocolos explícitos para la difusión de actualizaciones al contenido del eBook. Esto incluiría una negociación explícita para retirar o restringir el acceso público a los artículos de colección;
  • La existencia de una conformidad entre editor e institución de preservación con los estándares abiertos para los libros electrónicos.
  • Formatos, metadatos e identificadores. Esto incluiría, como mínimo, la articulación y documentación de uso para formatos estándar como ONIX;
  • Limitar o eliminarlas las tecnologías de derechos digitales DRM para restringir el acceso al contenidos del libro electrónico.
  • Establecer qué las opciones de acceso permanente a largo plazo estén disponibles para cada libro electrónico;
  • Articulación de políticas para asegurar que las instituciones de preservación cubran las categorías de contenido de libros electrónicos;
  • Coordinación entre las instituciones, tanto para establecer que no haya lagunas involuntarias en la preservación como para establecer que no hay duplicación innecesaria de esfuerzos de preservación;
  • Que las prácticas de arrendamiento de libros electrónicos garanticen  los derechos de preservación, y prohíban las tecnologías DRM en la copia de preservación adquirida al vendedor
  • Inversión en  herramientas de caracterización de formatos de archivo existentes (tales como JHOVE1 y DROID2) y en la ampliación de ese conjunto de herramientas si se determina que es necesario para que la comunidad de preservación desarrolle la capacidad de emulación (software que duplica la función de otro hardware y software) para unificar formatos de eBook estrechamente vinculados a plataformas de hardware particulares.

 

Más allá del repositorio: Integración de los sistemas de preservación local con los servicios de distribución nacional

starting-small-practical-first-steps-in-digital-preservation-15-728

 

Weinraub, E., L. Alagna, et al. (2017). [e-Book]  Beyond the Repository: Integrating Local Preservation Systems with National Distribution Services. Whasington Institute of Museum and Library Services, 2017

Texto completo

 

El informe analiza como las prácticas de preservación digital local y los sistemas de depósito interactúan con los servicios de preservación digital distribuida (DDP). El equipo de investigación llevó a cabo una encuesta seguida de entrevistas en profundidad con encuestados seleccionados. La encuesta y las entrevistas revelaron una gran diversidad en la forma en que se practica la preservación digital y los desafíos comunes en la intersección de los repositorios locales y los servicios de DDP. La encuesta recibió 170 respuestas completas de diversas organizaciones. El 75 % de los encuestados se identificaron a sí mismos como instituciones académicas, pero también respondieron a la encuesta representantes de archivos, organizaciones gubernamentales, museos, organizaciones sin fines de lucro y bibliotecas públicas. Los encuestados se dividieron casi uniformemente entre los que se identificaron como administradores o jefes de departamento/unidad y los que se identificaron como personal. La gran mayoría de los encuestados -el 90%- informaron que su institución había colectado más de un terabyte de contenido digital único, y el 63% informó haber colectado cincuenta terabytes o menos. Los encuestados informaron que utilizaron una variedad de sistemas digitales de preservación y almacenamiento para administrar su contenido; una clara mayoría de los encuestados no utilizó ningún sistema.

Los datos de la encuesta revelan que la mayoría de los encuestados (84%) están almacenando copias de su contenido único en múltiples ubicaciones. Sin embargo, el número de copias almacenadas varió entre los encuestados: mantener dos o tres copias fueron las respuestas más comunes, pero diez informaron de que conservaban siete o más copias. En cuanto al lugar donde se almacenan estas copias, los encuestados indicaron con frecuencia que sus organizaciones persiguen más de una estrategia de almacenamiento. El sesenta y seis por ciento guarda copias en múltiples ubicaciones in situ, pero los servicios cloud y DDP son también mecanismos comunes de almacenamiento. De los encuestados que utilizan un servicio DDP, casi la mitad son miembros de la Digital Preservation Network, aunque varios de ellos utilizan DPN junto con otros servicios.

Cuando se les preguntó sobre la curación, casi la mitad de los encuestados indicaron que enviaron un subconjunto de sus datos a un repositorio distribuido (o fuera del sitio, o a la nube). Cuando se pidió a estos encuestados que clasificaran la importancia de los criterios utilizados para seleccionar el subconjunto de materiales enviados fuera del sitio, la mayoría eligió el mandato como el más importante, seguido de cerca por el valor intrínseco y el tipo de contenido. El sesenta por ciento indicó que tienen políticas establecidas para guiar la selección de materiales locales, pero sólo el 47% tiene políticas similares para los materiales que se envían a los sistemas distribuidos. Las entrevistas reflejaron esta tendencia, y muchos de los entrevistados comentaron que tienen criterios para seleccionar los materiales que enviaron a in almacenamiento externo o a los sistemas DDP, pero no necesariamente están articulados en políticas.

Los encuestados y entrevistados frecuentemente mencionaron la falta de interoperabilidad entre las herramientas y los sistemas como un reto. Muchos señalaron que la sobreespecialización de los sistemas contribuía a los problemas de interoperabilidad. Otros describieron sus sistemas como unidades separadas con poca integración entre ellas, requiriendo procesos manuales y soluciones. Una forma en que esto parece manifestarse comúnmente es la dificultad que tienen muchos encuestados y entrevistados para rastrear su contenido entre sistemas.

Esta investigación también reveló una serie de desafíos organizacionales. Un tema común tanto en las respuestas a la encuesta como en las entrevistas fue la falta de fondos o personal para un programa robusto de preservación digital. Estos factores fueron citados como las principales razones por las que los encuestados no mantuvieron copias múltiples de contenido en múltiples ubicaciones, y como razones significativas por las que sus organizaciones no tenían políticas de preservación digital. La rotación del personal fue un reto mencionado por muchos de los entrevistados. Varios mencionaron las dificultades para retener al personal técnico, y otros señalaron que era difícil convencer a los administradores de que sustituyeran a los funcionarios que se habían ido. Además de los retos mencionados anteriormente en la integración de herramientas y sistemas, la financiación y el personal surgieron como barreras significativas para la creación de programas sólidos de preservación digital.

El equipo deinvestigación y la junta asesora se han unido en torno a tres recomendaciones tras reflexionar sobre los resultados de la encuesta y la entrevista.

  • La primera recomendación es la creación de un conjunto de herramientas de toma de decisiones para elegir los materiales que se enviarán a los sistemas DDP, lo que ayudaría a los usuarios a tomar decisiones de curación y agilizaría los flujos de trabajo de preservación digital.
  • La segunda recomendación consiste en determinar un perfil BagIt compartido para los sistemas DDP, lo que mejoraría la interoperabilidad entre sistemas.
  • La tercera recomendación es un tablero de instrumentos o una herramienta similar que podría utilizarse para rastrear el contenido entre sistemas.

Deseando que estas recomendaciones se tengan en cuenta para cualquier trabajo de seguimiento de este proyecto con el objetivo de mejorar los flujos de trabajo y la interoperabilidad del DDP.

Preservación digital de archivos personales

 

clutter

 

Redwine, G. (2015). [e-Book] Personal Digital Archiving by Gabriela Redwine 2015: Technology Watch Report 15-01, Digital Preservation Coalition 2015.

Texto completo

 

Personal Digital Archiving explora algunos de los principales retos a los que se enfrentan las personas que luchan por gestionar y almacenar sus archivos digitales. En el informe se destaca la importancia de preservar los archivos personales, en particular a medida que se amplían los archivos personales para incluir una combinación de materiales físicos, digitalizados y digitales nativos. Los problemas y recomendaciones esbozados en el informe pueden ayudar a los creadores y usuarios individuales de archivos digitales personales, así como a los conservadores que pueden estar en condiciones de asesorar sobre qué conservar y cómo conservarlos, en sus esfuerzos por preservar los archivos digitales personales a largo plazo.

Esfuerzos comunes para aprovechar los conocimientos y recursos colectivos en torno a la digitalización de colecciones.

 

2018-01-08_10-38-57

 

New business models for digitisation: A Jisc, BL, RLUK, SCONUL and TNA Workshop Summary. British Library. 21 November 2017. [e-Book]   London, JISC, 2018.

Texto completo

 

A pesar de los avances llevados a cabo en el tema de digitalización de contenidos, todavía queda un largo camino por recorrer, especialmente para abordar el agujero negro del contenido producido en los últimos cien años. Así el 20 de noviembre de 2017 SCONUL y RLUK, así como de los socios del sector del conocimiento British Libary y The National Archives reunieron a bibliotecarios, investigadores y archiveros para explorar las oportunidades de acción conjunta en el el tema de digitalización de contenidos . El mensaje clave que existe una gran necesidad de un enfoque flexible para abordar múltiples necesidades, en lugar de una solución única mediante un enfoque único para procurar aprovechar los conocimientos y recursos colectivos.

 

 

 

Durante 2017 las bibliotecas estadounidenses incrementaron un 14% los préstamo de libros electrónicos y un 24% los audiolibros

libraries-ebooks-orig

Overdrive

Según Overdrive, la plataforma de mayor implantación de préstamo de libros electrónicos en bibliotecas de Estados Unidos, los préstamos de libros electrónicos aumentaron durante 2017 un 14% y los audiolibros un 24%, cuantificando un total de 155 millones libros electrónicos prestados por parte de las bibliotecas

 

OverDrive ofrece un catálogo de libros para bibliotecas  de 4 millones de títulos en más de 100 idiomas. Según los datos que anualmente proporciona la empresa Overdrive en 2017 se estima que se realizaron 155 millones de préstamos de libros electrónicos y 68 millones de préstamos de audiolibros en bibliotecas, lo que representa un aumento del 11% respecto a 2016. Además durante 2017 hubo 59 bibliotecas que prestaron más de 1 millón de títulos, 14 que prestaron más de 2 millones, siete más de 3 millones y dos más de 4 millones.

 

Los libros electrónicos más prestados por las bibliotecas en 2017:

El soborno de John Grisham
La chica en el tren de Paula Hawkins
Harry Potter y el legado maldito de J. K. Rowling y John Tiffany
Yo antes de ti de Jojo Moyes
Night School de Lee Child

Los audiolibros más prestados por las bibliotecas en 2017:

La chica en el tren de Paula Hawkins
La luz que no puedes ver de  Anthony Doerr
El soborno de John Grisham
Harry Potter y la piedra filosofal de J. K. Rowling
Night School de Lee Child

 

Principales libros digitales prestados en las bibliotecas por género:

Libro electrónico de no ficción para adultos: What Happened de Hillary Rodham Clinton
Libro electrónico de ficción para adultos: Origen de Dan Brown
Libro electrónico de ficción para jóvenes: Las cien mentiras de Lizzie Lovett de Chelsea Sedoti

 

 

Webrecorder: servicio de preservación digital de la web

webrecorder

https://webrecorder.io/

Webrecorder es un servicio de archivo web que cualquier persona puede utilizar de forma gratuita para guardar páginas web. Webrecorder archiva automáticamente la página, junto con cualquier contenido adicional generado a través de las interacciones, una plataforma para crear y compartir copias de archivo totalmente interactivas y de alta fidelidad de sitios web pasados y presentes. Los archivos web son más que capturas de pantalla: son interactivos, contienen diferentes tipos de medios y enlaces a otros recursos. La forma en que Webrecorder captura los medios web garantiza que el rendimiento de la página se conserva y pueda replicarse en el futuro incluso si esa tecnología quedó obsoleta.

Webrecorder permite

  • Capturar sitios web y compartir páginas archivadas sin revelar sus credenciales.
  • Mantener las colecciones accesibles al público o de manera privadas.
  • Todos los archivos web que se creen se pueden descargar en el formato de archivo WARC estándar ISO.

Además proporciona la herramienta Webrecorder Player, una aplicación de escritorio para Windows, OSX y Linux, que permite abrir los archivos web exportados incluso cuando está fuera de línea. A diferencia de los métodos convencionales de archivo web basados en rastreo, Webrecorder permite que incluso sitios web incrustados, como aquellos con medios integrados como Javascript complejo, contenido e interacciones específicas del usuario y otros elementos dinámicos, sean capturados y reprogramados fielmente. Webrecorder es un software libre y de código abierto (bajo la licencia Apache). La web proporciona hasta 5GB de almacenamiento gratuito para cada usuario registrado.

Webrecorder fue desarrollado por Ilya Kreymer, y es un proyecto de Rhizome bajo su programa de preservación digital liderado por Dragan Espenschied. Actualmente es desarrollado por Kreymer con la asistencia del desarrollador senior Mark Beasley, Design Lead Pat Shiu y Raffaele Messuti.