La biblioteca privada de la vida que hemos vivido

documentary-1276187_960_720

 

“Escribir un libro, al igual que construir una biblioteca, es un acto de puro desafio. Es la declaración de que uno cree en la persistencia de la memoria. En Senegal, la expresión amable para indicar que alguien ha muerto es decir que su biblioteca ha ardido. Cuando escuché esa frase por primera vez, no la entendí, pero con el paso del tiempo me di cuenta de que era perfecta. Nuestras mentes y nuestras almas contienen volúmenes en los que han quedado inscritas nuestras experiencias y emociones. La consciencia de cada individuo es un recuento de recuerdos que hemos catalogado y almacenado en nuestro interior, la biblioteca privada de la vida que hemos vivido.”

Susana Orlean. La biblioteca en llamas

 

*Realmente la expresión es la siguiente:

“En África, cuando un anciano muere, una biblioteca arde, toda una biblioteca desaparece, sin necesidad de que las llamas acaben con el papel”   Amadou Hampâté Bâ Ver